jueves, 30 de septiembre de 2010

David contra Goliat

Fuente de la imagen: jeffsjacobs1990 en pixabay
Ayer me comentaba un cliente su experiencia insertando publicidad en Internet y el pago de un porrón de clics que no habían tenido su reflejo en las ventas. 
Andaba el hombre preocupado porque muchos de esos tecleos o visitas fueran una estafa en toda regla. Le trasladé que caso que la razón le acompañara, era complicado que él solo demostrara el timo, a no ser que tuviera la misma pericia, saber hacer o estrategia que David dispuso contra Goliat.

Aparte de enfrentarte a los motores de búsqueda, sobre todo los del más usado, corres el riesgo de caer en desgracia ante esas todopoderosas máquinas virtuales. Existen programas que dicen que detectan este tipo de fraude, aunque si la cantidad económica es importante, lo conveniente es ponerte en mano de un especialista o consultor Social Media, que te estudie el caso y que se parta la cara por ti con Goliat (dibujo de imagenes-gratis.net). Imagen incorporada con posterioridad; fuente: jeffsjacobs1990 en pixabay.

Como Vasco Rossi

Termino el mes de septiembre un tanto triste. Quiero escuchar esta mañana, mientras espero el amanecer, la canción de Gaia & Luna "Como Vasco Rossi", porque lo que me apetece es cantar como él. Te dejo el vídeo, subido a Youtube por gaialuna. ¡Ah! Si quieres escuchar canciones de Vasco Rossi, pincha AQUÍ.

miércoles, 29 de septiembre de 2010

Percibir y proporcionar

Fuente de la imagen: rvs 2020
Ayer propuse a un colaborador hacer todo lo posible para satisfacer la demanda de un cliente, a pesar de que las dificultades que envolvían el trabajo no habían sido generadas por el equipo, sino por el propio cliente y eran muy difíciles de superar. 
No consiste en un justo a tiempo o satisfacción a toda costa, sino en algo tan sencillo como es “percibir” y “proporcionar”. Lo primero significa estudiar ágilmente lo que quiere el cliente y proponer en consecuencia. 

Lo segundo va en la línea de poner en acción lo propuesto, en las condiciones predefinidas y con el objetivo previsto en la mente. Al final, una serie de imponderables no permitieron llegar a la meta en óptimas condiciones, pero valió la pena el intento, del cual aprendimos, al menos yo (composición de imagenes-gratis.com). Imagen incorporada con posterioridad; fuente: rvs.

martes, 28 de septiembre de 2010

Real valor

Aquí te dejo una instantánea del trote de ayer tarde por Playamar (Torremolinos, España), mientras los pescadores contemplaban sus cañas y el hilo conductor hacia su potencial presa. Me hace falta rebajar algunos kilos que he cogido en la buena vida de este verano, que, por otro lado, después de tres años “pringao”, el cuerpo se merecía ese descanso.

Al tiempo que los pies se hundían en la arena, zancada tras zancada, reflexioné sobre las épocas de bonanza y de crisis, así como del control y descontrol hacia los ejecutivos por parte de los accionistas y la propia administración pública.

Resulta que cuando hay más descontrol de la gestión y fraude es en los momentos de vacas gordas. El capitalista y la Hacienda reciben dividendos a espuertas y bajan, queriendo o sin querer, las acciones de control y revisión del papel de los directivos de sus corporaciones.

¡Ay amigo! En los años de vacas flacas, lo dicho: ¡A perro flaco, todo son pulgas! El ejecutivo que ha defraudado o que es un incompetente y ha basado su relativo “éxito” en dudosas estrategias presuntamente punitivas, ahora no tiene donde esconderse. Los accionistas y la Agencia Tributaria, al no recibir el maná previsto, incrementan sus controles para ver en qué se falla.

En estos momentos de crisis, los directivos que se centren en generar verdadero, real, valor en la actividad empresarial de sus organizaciones, triunfarán. El rendimiento para el inversor no tiene por qué ser menor, pero esas políticas de gestión y dirección generarán seriedad y confianza, propiciando una “economía responsable como garantía de una sociedad justa”.

lunes, 27 de septiembre de 2010

No lo sé

Buenos días. Estamos en la recta final de este mes de septiembre que tiene en España como colofón económico y social, una huelga general que cuanto más la analizo, menos sé. Cuando menos es curiosa, ya que se prevé desigual la participación, no porque se esté o no de acuerdo con ella, sino porque la crisis aprieta, por no hablar de la pérdida de confianza no sólo en el gobierno, sino también en los sindicatos.

Por otro lado, por primera vez en el ámbito nacional se han pactado los servicios mínimos, si bien algunas comunidades asignarán los porcentajes por decreto, lo cual, tampoco sé por qué, si ya existe un ánimo estatal de consensuar. La guinda a este cúmulo de curiosidades la pone el presidente del gobierno que dijo ayer en Aragón que, con independencia del resultado, seguirá buscando puntos de encuentro con los sindicatos. La verdad, no sé a qué viene ahora esa declaración.

Tantas cosas que no sé y espero seas indulgente conmigo, porque no pretendo engañarte. De un tiempo a esta parte, cuando no sé sobre un tema, expreso el consabido “no lo sé” o pregunto, a riesgo que me tomen por torpe o estúpido. Ni nací sabiendo ni debo tener declaraciones para todas las consultas profesionales., ¡Ah! Preguntando se llega a Roma.

Es más, creo que es de inteligencia la respuesta “No lo sé”, así como la continua indagación de los argumentos pertinentes. Si no sabes, además de preguntar, utiliza el silencio. Seguro que tienes en mente a ese integrante de una reunión que cree que con su verborrea está ayudando, clarificando o aportando valor y que lo que realmente le pasa es que no tiene ni pajolero conocimiento del tema que se trata. Que tengas una proactiva semana profesional (dibujo de imagenes-gratis.net).

domingo, 26 de septiembre de 2010

Proceso a la "Era del Mal"

Mira que he escrito en este sitio sobre la corrupción, pero hoy, con sensación de desconfianza, distancia, cansancio, desesperanza,  o lejanía, leo en la prensa que mañana empieza en la ciudad de la Justicia de Málaga (España), el proceso denominado “Caso Malaya”. Recuerdo el post sobre la enfermedad del beso, “Corrupción en Marbella”, que recibió unas cuantas visitas allí donde fue editado. Luego llegaron títulos como “¡El que calla, otorga!”, “El daño del Tonto y del Rebelde”, “Estafador o estafado”, “Sponsorship vs manoseador”, o el doloroso “Tierra quemada”. 

Quiero creer en la Justicia y cuando termine este tema, me gustaría desdecirme de este pesimismo que ahora me invade. El caso es que la ciudad de Marbella, como dice Juana Viúdez en El País, "El hombre que sabía corromper", sigue infectada con tres venenos: una ingente deuda municipal, una sobredimensionada plantilla por miles de presuntos enchufados de la Era del Mal y un caos urbanístico difícil de resolver (gráfico de imagenes-gratis.net).

sábado, 25 de septiembre de 2010

Volvemos al pasado

Fuente de la imagen: archivo propio
En la serie animada francesa Código Lyoko[1], cuando los protagonistas logran desactivar los virus creados por el malo, XANA, el informático Jeremy suele pulsar una tecla para que el mundo vuelva al instante antes de la infección, a lo “vuelta al pasado”. Pues bien, en esta semana, ante determinado proceso de justificación documental, al observar lo inútil del trabajo de revisión del equipo asignado, consecuencia de las reiteradas chapuzas o pasotismo de terceros implicados en la cadena de elaboración, me entraron ganas de pulsar ese botón y decir “Volvemos al pasado”, hasta el origen del desajuste, para poner colorado a más de uno, si es que todavía les queda atisbo de vergüenza, aunque sea torera. 

Y es que algunos tienen más cara que espalda y parece que les gusta imitar a la Scyphozoa (pronunciado "cifosoa"), paseándose por la vida, ocultando con sus bellos colores, su indiferencia y sus magníficos tentáculos, a un terrible monstruo que pretende robar la memoria a los demás para que no se den cuenta de sus meteduras de pata, que son gordas y graves (imagen de la serie; fuente: Wikimedia Commons). Imagen incorporada con posterioridad; fuente: archivo propio.
___________________________
[1] Serie animada francesa creada por Thomas Romain y Tania Palumbo en el año 2003, producida por MoonScoop en asociación con France 3 y Canal J.

viernes, 24 de septiembre de 2010

Razonadas y ágiles decisiones

Termina una semana más de este mes, de este año, de esta crisis que nos aprieta. Ayer tarde tocó cumpleaños y la posibilidad de saludar y cambiar impresiones con contactos. Percibí que a más de uno nos preocupa la irresolución, fluctuación y perplejidad de estos momentos económicos y sociales. Tenemos que superar esas desazones y congojas, tomando razonadas y ágiles decisiones, que no tienen por qué ser meticulosas o perfectas, a riesgo de equivocarse. Siempre es posible reducir el peligro a coger inadecuados caminos, rodeándose de buena gente y escuchándola proactivamente. Que disfrutes de un reparador fin de semana (dibujo de imagenes-gratis.com).

Quisiera ser pescador

Empiezo este viernes dejándote el vídeo de Celtas Cortos "Blues del Pescador", subido a Youtube por 0ficialceltascortos, que descubrí ayer, en el programa Cara a cara de Antonio San José en CNN+

jueves, 23 de septiembre de 2010

Volvemos a lo mismo

Anduvimos ayer por tierras de Jaén (España). Está la ciudad patas arriba debido a las obras para instalar un tranvía. Luego tiramos para Granada, con una circunvalación, que parece un cinturón súper ajustado, por los continuos cuellos de botella en las entradas y salidas a la autovía.

Cambiando de tema, en relación al postVenta emocional”, me comenta Alfonso que cuando compramos un producto y, sobre todo, un servicio, estamos adquiriendo parte o todo del vendedor, por lo que si no es de nuestro agrado, a no ser que tengamos necesidad extrema, no vamos a realizar la adquisición (Gracias, Alfonso).

Volvemos a lo mismo, amigo; el vendedor tiene que ser él mismo y, si es posible, cordial, agradable, accesible, afable… No se trata de ser empalagoso o despectivo. Ser uno mismo implica agrado con lo que se es, dejando que la comunicación comercial destile de forma natural (dibujo de imagenes-gratis.net).

miércoles, 22 de septiembre de 2010

Venta emocional

Fuente de la imagen: DeMysticWay en pixabay
Ayer, por un momento, sentí que el interlocutor quería llegar a un acuerdo comercial con mi ser interior. Me dejé llevar y de forma fanatizada, exaltada, procuré transmitirle las sensaciones y emociones de mi corazón profesional, abriéndome en canal.

Percibí que tenía que allanarle el camino para que creyera en mi equipo, al igual que en el servicio que estaba proponiéndole, de forma que llegara al convencimiento de que la decisión idónea era contratar con nosotros.

En síntesis, que confíe en que nuestro planteamiento de trabajo le va a generar el mejor y más decente valor a su proyecto empresarial (foto de imagenes-gratis.net). Imagen incorporada con posterioridad; fuente: DeMysticWay en pixabay.

martes, 21 de septiembre de 2010

Mirar a los ojos

Fuente de la imagen: rvs/2020
En el entorno del Festival de Cine de San Sebastián de este año, dice Julia Roberts"Me obsesiona el trato de las personas entre sí. Hemos dejado de mirarnos a los ojos, hay una falta de conexión humana, en parte debido a los ordenadores y los blogs. Creo que tenemos que luchar en contra de ello"[1]¡Ah! Mirar a los ojos. Fácil, si no tienes nada que esconder y eres transparente. Difícil si las agendas ocultas (ver post "Enografiliste"[2]) pesan mucho. En el post “O trabajas para él o para nadie”[3] te apuntaba: “Si puedes mirar a los ojos de cada uno de los directivos, mandos intermedios, colaboradores/as, etc., de las empresas en las que has trabajado, no debes afligirte lo más mínimo”. 

Hoy añado: “No tienes nada que ocultar. Tu subconsciente sabe que lo hiciste bien”. ¡Mira quién te habla sobre mirar a los ojos! Un ser que se pasó la niñez perdido en la Ronda profunda y que cuando se incorporó tardíamente a la ya descatalogada EGB, se bloqueó mentalmente, con efectos colaterales de fuerte tartamudeo y distinguida timidez, ante ese maestro de vara de avellano (ver postEl maltrato profesor-alumno[4] o “Pasamontañas[5]) y ante ese grupo de asustados y lánguidos niños y niñas que convivían en la austera y triste escuela rural.

Pues sí. Salvando las distancias, las culturas y las costumbres de los pueblos, las comarcas y los grupos y clases sociales donde transito coyuntural o estructuralmente, me descubro en la edad adulta observando, en un alto porcentaje del tiempo de la conversación, la mirada de los interlocutores con los que profesionalmente me relaciono, procurando no molestar, pero dejando libre a que mi mente, a través de los ojos, entienda lo que se está comunicando, trasluzca e interprete lo que, queriendo o sin querer, no se dice y, sobre todo, propicie un flujo bidireccional de conocimiento y creatividad (composición de imagenes-gratis.net). Imagen incorporada con posterioridad; fuente: rvs/2020.
__________________________________
[1] García, Rocío. “Julia Roberts: Hemos dejado de mirarnos a los ojos"El País. 2010.  Sitio visitado el 21/09/2010.
[2] Velasco Carretero, Manuel. Enografiliste.2008.  Sitio visitado el 21/09/2010.
[3] Velasco Carretero, Manuel. O trabajas para él o para nadie. 2007. Sitio visitado el 21/09/2010.
[4] Velasco Carretero, Manuel.  El maltrato profesor-alumno. 2006. Sitio visitado el 21/09/2010.
[5] Velasco Carretero, Manuel. 2008. Pasamontañas. Sitio visitado el 21/09/2010.

lunes, 20 de septiembre de 2010

Feliz

Fuente de la imagen: archivo propio
Buenos días. Desde este sitio un recuerdo a José Antonio Labordeta[1], que nos dejó este fin de semana, para seguir cantando y caminando por otros lares. Con independencia del color donde militaba[2], es extraño que un intelectual de su talla se dedicara a la política y la haya ejercido con altas dosis de decencia y, por lo que sé, incluido en el manojo de las buenas personas que habitan en este mundo, que haberlas las hay. Parece que José Antonio fue feliz en su vida.

¡Ah! La Felicidad. La conclusión de una investigación que realizaron a tres mil adultos con el perfil de directivos, empresarios, profesionales y gerentes, sobre este concepto, recogida en Business Week, How Adults Achieve Happiness[3], fue que las personas que experimentan felicidad y dan sentido a su vida laboral, también lo perciben en su vida familiar. Por el contrario, los infelices en sus trabajos, suelen ser desdichados en sus casas.

Para que seamos más felices, nos dan los siguientes consejos: menos televisión, menos Internet, menos tareas, más ejercicio físico, más tiempo con personas agradables y más frentes o retos. Que tengas una proactiva semana laboral (composición de imagenes-gratis.net). Texto rectificado posteriormente. Imagen incorporada con posterioridad; fuente: archivo propio.
_______________________________
[1] Labordeta, José Antonio. cantautor, escritor, político y profesor español.
[2] Diputado en el Congreso por Chunta Aragonesista.
[3] How Adults Achieve Happiness". Business Week. 2009. SItio visitado el 20/09/2010. Link refrescado con posterioridad.

domingo, 19 de septiembre de 2010

Lobbying de tres al cuarto

Fuente de la imagen: mhouge en pixabay
Varias veces he escrito en este blog que lo que no hagamos nosotros para salir de la crisis, no nos lo van a hacer “los otros”, ya sean éstos decadentes lobbys totalitarios, cantamañanas o temporeros. El cambio de época en el que estamos inmersos demanda empresas ágiles, impregnadas de moralidad y buen hacer, con reducidos costes de estructura, fluidos y flexibles equipos de colaboradores y dimensiones ajustadas a las realidades de sus mercados locales o comarcales, que no globales. 
Por su parte, la administración pública, obligada por el brutal déficit, cada vez más demanda el perfil de proveedor comentado en el párrafo anterior, para proyectos de colaboración realistas. Las instituciones privadas ni te cuento. 

Por lo que aquellas organizaciones que pretendan seguir trasladando sus pesadas y sobredimensionadas estructuras a sus empresas participadas o, incluso, a sus cautivos clientes, prometiendo beneficios futuros que nunca llegan, a fuerza de utilizar su denostado perfil lobby con el censurable fin de influir en las decisiones de instituciones públicas y privadas, para garantizar utópicos márgenes brutos, van cuesta abajo y sin frenos. Lo que no se sostiene económica, financiera, logística, laboral y comercialmente, es indefendible, arbitrario y quimérico, por mucho lobbying o cabildeo de tres al cuarto de sus totalitarios, impositores y ñoños directivos. 

Se necesita emprendimiento construido a base de ética, proactividad y buena gente, con técnicas de administración sencillas y, sobre todo, expeditivas, así como ceñidos costes de administración, lo que se entiende por gastos generales, incluyendo los servicios externos de todo tipo relacionados con alquileres de oficinas, gestión y coordinación. En síntesis. ofreciendo verdadero y legal valor para el cliente (dibujo de imagenes-gratis.com). Imagen incorporada con posterioridad; fuente: mhouge en  pixabay.

sábado, 18 de septiembre de 2010

Apuestas

Por el postCafé para todos” sabes de mi agenda de los últimos días laborables de la semana. Además de saludar y escuchar a un buen manojo de magistrados-jueces de lo mercantil de la geografía española, he tenido la oportunidad de desayunar y almorzar con parte de la “crème” de la consultoría. He repartido tarjetas por doquier. Prefiero pensar que eso es bueno, porque el noventa por ciento me lo pedían ¿o es malo? En el coffee break de ayer, me dio que pensar el comentario de un abogado de reconocido prestigio, que después de las preceptivas presentaciones (el muy pícaro me dijo al final que conocía mi currículo a corto plazo), expresó su opinión acerca de un directivo que ambos conocíamos. Me sorprendió la frase que utilizó para describir su futuro a medio plazo, “Condenado a la silla eléctrica”, debido a que en los corrillos profesionales y empresariales se apuesta por su despido dentro de seis meses o, a lo sumo, un año y que a su grupo empresarial le queda poco más, dos telediarios.  

Tomando, a muy pesar mío, un croissant con mantequilla (sabes que soy de pan con aceite), mientras, sentado en la cafetería del centenario Real Club Mediterráneo, observaba el mar de La Malagueta, me costaba entender o aceptar ese tipo de predicciones, por muy fundados que sean los rumores, pero todavía digiero menos que se apueste con dinero en determinadas órbitas sociales o empresariales acerca del fracaso o acierto de tal o cual ejecutivo. ¿no tendremos otra cosa mejor que hacer? Por otro lado, del análisis económico, financiero, administrativo, operacional y comercial de estas instituciones, puedo percibir su desaparición a medio plazo, pero de ahí a aseverar que le quedan catorce meses y tantos días, como que no (animación de soloimagen.net).

viernes, 17 de septiembre de 2010

Café para todos

Invitado por una de las instituciones en las que colaboro en materia concursal, todo el día de ayer me lo tiré en el Colegio de Abogados de Málaga (España), en las Jornadas “El Convenio de continuación empresarial: Beneficio para todas las partes” (a lo café para todos), organizadas por el referido colegio y la Fundación FYDU, con el patrocinio de VINCO y que se desarrollan durante el jueves y el viernes de esta semana. Dada la grave situación económica y social que vivimos, el título puede sonar a cachondeo, debido a que el concurso de acreedores actual, al menos en mi ámbito territorial de actuación, desemboca en liquidación en un altísimo porcentaje, ante la ausencia de viabilidad para seguir con la actividad empresarial por parte de la Deudora.

Sin embargo, no olvidemos el espíritu de la Ley Concursal vigente, la continuación empresarial, por lo que es bueno no perder el Norte. Uno de los ponentes, D. Francisco Cano Marco, Magistrado-Juez del Juzgado de lo Mercantil de Murcia, dijo sobre este tema algo que me pareció muy lógico, acerca de que la brutal crisis que estamos padeciendo hace que ese referido espíritu no pueda solidificarse o materializarse. Este fin de semana resumiré en el blog Administración Concursal, la mayoría de las ponencias, ya que hoy viernes queda la sesión de mañana. No obstante, resaltar la satisfacción de saludar de nuevo a D. Antonio Fuentes Bujalance, Magistrado Juez del Juzgado de lo Mercantil nº 1 de Málaga, que me resolvió algunas dudas y que nos habló de la autorización judicial sobre la venta de bienes. Sarcásticamente comentó que se le conoce en la profesión como “el loco de la autorización de venta”. Bromas aparte, cierto que Su Señoría domina esta especialización.

Finalizo este post comentando la disertación de D. Francisco José Soriano Guzmán, Magistrado de la Audiencia Provincial de Alicante, Sección Octava, Civil y Mercantil, al que tuve la oportunidad de saludar y que nos hizo pasar unos momentos agradables entorno a su ponencia “El concurso de la persona física”, si bien, tal y como le expresé, su alocución me pareció corta, a modo de introducción de un tema tan extenso como desconocido. En síntesis, una rica fuente de conocimiento de la que estuve bebiendo desde la mañana a la tarde, reponiendo fuerzas en el Real Club Mediterráneo de Málaga. Te dejo una foto de D. Antonio Bujalance, en el centro, con algunos del resto de ponentes que tuvieron la amabilidad de posar. Lo dicho, en el blog Administración Concursal procuraré resumirte a lo largo de estos días cada una de las ponencias, una vez concluyan hoy las jornadas. Que disfrutes de un reparador fin de semana.

jueves, 16 de septiembre de 2010

Publicidad viral

Hace casi dos años y medio, en el postmarketing viral” te escribía sobre el término y su uso para describir campañas publicitarias encubiertas en Internet. Ayer me remitieron un link al vídeo de tippex, auténtica y efectiva publicidad viral. Participo en la Red dejándotelo.

miércoles, 15 de septiembre de 2010

Incorporar sin definir

Fuente de la imagen: rvs 2020
En relación al postHumildad, voluntad y anchas espaldas”, Antón me traslada una reflexión acerca de la costumbre de incorporar directivos antes de tener definido el puesto (Gracias, Antón), lo que genera, en muchos casos, el error de contratar a personas que no son idóneas.

Cierto. A veces ves trabajar a una persona, la sigues profesionalmente durante un tiempo y piensas que te gustaría que colaborara en tu empresa, pero no resuelves para qué y con quién. Si se dan las condiciones para incorporarse y no has resuelto esa definición del puesto, probablemente se fracasará.

Para evitar esos desajustes, basta con ser objetivo, evitando ofuscaciones, manías u obstinaciones, evaluar adecuadamente, definir primero el puesto o decidir previamente el cambio de personas (dibujo de imagenes-gratis.net). Imagen incorporada con posterioridad; fuente: rvs 2020.

martes, 14 de septiembre de 2010

Humildad, voluntad y anchas espaldas

Fuente de la imagen: Maryam62 en pixabay
Le dije lo que pensaba a mi respetado oyente. En este tiempo de incertidumbre, pretendía cambiar de puesto a uno de sus directivos. ¿Fracasó en los objetivos económicos y financieros asignados? No. En los últimos años había transformado su centro de actividad, pasando de números rojos a positivos, ganándose el respeto de colaboradores, clientes y proveedores. Entonces ¿Cuál era el problema? - Es demasiado bueno -. ¡Ah! Había escuchado esa frase en más de una ocasión. Se me vino a la cabeza la etapa de Del Bosque al frente del Real Madrid. Lo ganó todo, pero no era la imagen que Florentino quería y lo destituyó, comenzando el declive de su primera era. 

Cree mi interlocutor que para cambiar una empresa, con decentes resultados, en una otra portentosa se requiere de un temperamento excepcional, un directivo ególatra que gobierne la ofensiva empresarial. Pienso que en los tiempos que corren, está equivocado. En este cambio de época se empiezan a destilar perfiles directivos con una mezcolanza o amasijo de sincera humildad, intensa voluntad, bravura, reconocimiento a terceros y unas grandes y cálidas espaldas para acarrear con los errores suyos, del equipo y de otros, como los del propio consejo de dirección (dibujo de imagenes-gratis.net). Imagen incorporada posteriormente; fuente: Maryam62 en pixabay.

lunes, 13 de septiembre de 2010

Ejecutivos locos

Fuente de la imagen: Prawny en pixabay
¿Alguna vez has pensado que tal o cual directivo es un maniático, desequilibrado, lunático o psicópata? Confieso que yo, después de analizar las pautas de conducta en una reunión, entrevista o desarrollo de un proyecto, sí lo he considerado. 

Son personas que te intentan seducir con su presunto encanto hipnotizador, enmascarando su verdadera naturaleza con maestría. Van destruyendo las vidas de las personas que les rodean, sean colaboradores, clientes o proveedores, sin la más mínima compasión o remordimiento.

El problema es que está demostrado que muchos de los ejecutivos psicópatas que pululan por el mundo terminan convirtiéndose en asesinos de proyectos empresariales y, por derivación, familiares o individuales, cuando no de personas. Que tengas una proactiva semana laboral (dibujo de imagenes-gratis.net). Imagen incorporada posteriormente; fuente: Prawny en pixabay.

domingo, 12 de septiembre de 2010

¡Sevillano, un cigales!

Fuente de la imagen: congerdesign en pixabay
Corrían los veranos de finales de la década de los setenta del siglo pasado. Por el post ¡Ardo beltz![1]. sabes que trabajaba de aprendiz en un restaurante ubicado en la Parte Vieja de Donostia (País Vasco, España). En los primeros años me encomendaban el mantenimiento de la bodega y clasificación de los suministros de las bebidas que periódicamente los repartidores proveían. 
Uno de los vinos que se me quedó grabado en la mente fue un rosado de “Cigales”. Me preguntaba el porqué del nombre, síntoma que entonces, como ahora, desconocía la rica geografía de la península ibérica. Los clientes lo pedían con frecuencia, para chateo y comida: “Sevillano, un cigales”. “Que no soy de Sevilla, sino de Ronda". Respondía.

Tiempo después, el encargado me explicó todo lo referente a esa región vitivinícola, pero no profundizó en la diferencia entre clarete y rosado (ver post ¿Clarete o rosado?[2]), entuerto que resolví en años posteriores. Ayer me invitaron a un cigales Valdelosfrailes Prestigio, del año 2003, maridado con un sencillo y rico arroz con bacalao, que me gustó. Mi anfitrión lo definió como intenso en nariz y carnoso en boca, con un final armonioso (logo de la Denominación de Origen Cigales; fuente: su página web). Imagen incorporada con posterioridad; fuente: congerdesign en pixabay.
___________________________
[1] Velasco Carretero, Manuel. ¡Ardo beltz! 2006.  Sitio visitado el 12/09/2010.
[2] Velasco Carretero, Manuel. ¿Clarete o rosado? 2005. Sitio visitado el 12/09/2010.

sábado, 11 de septiembre de 2010

No estoy solo

Fuente de la imagen: qimono en pixabay
Ayer me decía un cliente que en las vacaciones su mente ha parido tropecientas nuevas reorganizaciones y proyectos. Le admiro por varias razones, siendo una de ellas la capacidad de saber desconectar sin hacerlo. 
Te escribo este párrafo y el cerebro está pensando cómo organizar la jornada del sábado para laborar, vía teletrabajo, en un informe que se tiene que presentar el lunes, realizar las tareas domésticas del día y estar con tu familia y amigos. ¡Uf!

En estos últimos meses he ganado calidad de vida, hasta el punto que, después de tres años, he podido disfrutar de unos días de descanso, que podrían haber sido más si no abusara del “trabajar desde cualquier sitio”, que la tecnología actual, teléfono, Internet, Intranet… te permite, por lo que no me engaño y ese estar sin estar no computa. 

No obstante, la crisis económica que estamos viviendo favorece que en mi mente desaparezca el temor a no saber desconectar, que unido al sentimiento de formar parte de distintos equipos de trabajo, hace que me dé igual estar en las oficinas que fuera de ellas.

En el momento que atrapo la tecnología de turno y contacto con el grupo específico, el teletrabajo me teletransporta a ese entorno virtual donde habitan los perfiles de esas personas, alimentando el espíritu de equipo, socializándome con ellas y sintiendo que no estoy solo (composición de imagenes-gratis.net). Imagen incorporada con posterioridad; fuente: qimono en pixabay.

viernes, 10 de septiembre de 2010

Hadas

Varias veces he pedido en este sitio a las hadas que patrocinen algo bueno en este mundo. Hace unos años. en el postQue las hadas intercedan[1], te apuntaba que según el médico Paracelso (siglos XV y XVI), en general las hadas aborrecen a personas presuntuosas y obstinadas, tales como dogmáticos, científicos, borrachos, glotones, así como a los pendencieros y gentes vulgares de todas clases. Ayer me acorde de esta y otras citas, mientras veía la película “Campanilla y el gran rescate”, tráiler que te dejo a continuación, subido a Youtube por WaltDisneyStudiosES. También, me refrescó la importancia de que los padres dediquen tiempo de calidad a sus hijos. Que disfrutes de un reparador fin de semana.
_____________________________
[1] Velasco Carretero, Manuel. Que las hadas intercedan”. 2006. Sitio visitado el 10/09/2010.

jueves, 9 de septiembre de 2010

ADN innovador

Fuente de la imagen: geralt en pixabay
Ayer fue fiesta local en Málaga capital, así que, junto a unos amigos, realizamos la probablemente última visita de este año al Parque Acuático Mijas (ver post del año pasado: “Parque acuático”). 
Atendí en la hamaca las llamadas y correos de felicitación por la experiencia del día anterior (ver postUn día con Bárbara”), con alguna que otra crítica o piropo, según se mire, acerca del valor que tuve tirándome al ruedo sin muleta, haciendo fotografías, nada menos que a Ouka Leele. También, me dediqué a hojear (o pantallear) en Internet artículos de prensa retrasados. Para comentarte hoy, seleccioné el texto de Jeffrey H. Dyer, Hal B. Gregersen, and Clayton M. Christensen, en Harvard Business Review, “The Innovator’s DNA`[1], que trata de un estudio que se realizó sobre el ADN del innovador, analizando los hábitos de un grupo de empresarios innovadores.

Las conclusiones parecen interesantes. Los empresarios de organizaciones innovadoras asumen personalmente las tareas creativas, dedicando más del 50% de su tiempo a esas actividades, trabajando ese ADN innovador. Unos nacen con ese ADN y otros lo desarrollan. El estudio determinó cinco habilidades del pensamiento creativo que habitan en estos emprendedores: son inquisitivos; son observadores de los pequeños detalles de comportamiento de los consumidores, proveedores; son exploradores de nuevos caminos y experiencias; están abiertos a otras perspectivas a través de relaciones con otros especialistas en distintas áreas; finalmente, aplican las habilidades anteriores para moldear nuevas valoraciones (composición de imagenes-gratis.net). Imagen incorporada con posterioridad; fuente: geralt en pixabay.
_________________________
[1] Jeffrey H. Dyer, Hal B. Gregersen, and Clayton M. Christensen. “The Innovator’s DNA". Harvard Business Review. 2009. Sitio visitado el 09/09/2010.

miércoles, 8 de septiembre de 2010

Un día con Bárbara

Fuente de la imagen: archivo propio
Con motivo del proyecto [1], ayer tuve la oportunidad de convivir con Bárbara (Ouka Leele)[1] y su equipo, Isabel y Rafael, en una sesión de trabajo que tuvo lugar en Ronda (Andalucía, España), en los exteriores e interiores de la bodega Descalzos Viejos[1]. Pusimos rumbo a la serranía a mitad de la mañana, llegando a la bodega al mediodía. Paco y Flavio, de Descalzos Viejos, nos dieron una visita por los jardines exteriores y las instalaciones, explicándonos con todo lujo de detalle la historia del convento, hoy restaurado por estos dos arquitectos con alma de vitivinicultores, y del nombre "Descalzos Viejos". Seguidamente, nos ofrecieron un almuerzo de trabajo en un marco incomparable, donde antaño se ubicaban las celdas del monasterio.

Degustamos los caldos de la bodega, riquísimos, maridados con productos de la tierra. Resalto el vino tinto dulce DV Mínima, que probamos a los postres. Basado en la técnica de la podredumbre noble, este néctar, tinto naturalmente dulce, sin alcohol añadido, con un color que se acerca al manto de Padre Jesús, está delicioso. Después de escuchar pacientemente el cúmulo de información que los anfitriones generosamente ofrecían, en determinado momento observo a Bárbara mirar con detenimiento el juego de los rayos de sol con el vino de las copas. 

A partir de ahí se inició la fase creativa, que se extendió durante toda la tarde y parte de la noche y cuyo producto final presiento será exquisito, como el jugo de la uva que degustamos. Te dejo una instantánea, que Rafael me hizo con la artista. También te tecleo un link a Facebook[1]por si quieres ver unas fotos que realicé mientras trabajaban, adelantándote que sólo soy un advenedizo en estas lides y si alguna ha salido bien, exceptuando las que me realizaron Bárbara y Rafael, se debe a la inteligencia del iphone y no a mi destreza.
_______________
[1] Sitio visitado el 08/09/2010.

martes, 7 de septiembre de 2010

Burda copia

Fuente de la imagen: ErikaWittlieb en pixabay
Una de mis primeras notas en esto de las bitácoras en la red fue allá por abril del año 2003, “Copia y Pega”, donde hacía una reflexión acerca de esos remedios caseros, copiar y pegar, como fórmulas magistrales o panacea que todo lo arregla, sino que hay que buscar soluciones en consonancia con su proyecto empresarial y el marco económico y social interno y externo en el que navegan. 
Pues bien, ayer me acordé de ese escrito. 

A la vista de una presunta “original” y “emprendedora” propuesta formativa a presentar en una convocatoria, cuando un compañero empezó a escarbar tímidamente, nos encontramos con una burda y ordinaria acción de “copia y pega” de otro proyecto anterior. Digo inculta y chabacana, dado que ni siquiera han tenido el tacto, o la deferencia hacia su importante cliente, de leerse la normativa actual, porque si lo hubiera hecho cualquier hijo de buen vecino, tendría los dos dedos de luces que hay que tener, para adaptar lo copiado a la situación actual. 

Ni eso. Sentí vergüenza ajena, primero, tristeza, después, y el sentimiento de que estaban ninguneando al ente promotor, finalmente. Si no fuera por las respetables personas a las que mi corazón debe pleitesía profesional, hoy estaría a años luz de esas presuntas, temerarias y perversas chapuzas, donde se pone en juego el colectivo empresarial, los colaboradores internos y externos, la imagen, el presupuesto anual, la dignidad y el abolengo de una histórica institución (dibujo de imágenes-gratis.com).Imagen incorporada con posterioridad; fuente: ErikaWittlieb en pixabay.

lunes, 6 de septiembre de 2010

La realidad es otra

Fuente de la imagen: geralt en pixabay
Es general la opinión de que la mayoría de las organizaciones sin ánimo de lucro no son eficientes en la gestión de sus recursos, precisamente porque carecen del concepto de resultado económico. Sin embargo, parece que la realidad no es esa. En The Economist, “Profiting from non-profits[1], se escribe sobre lo que propone Nancy Lublin: el poder del cero en los negocios
No está de acuerdo Lublin con la ineficiencia de las ONGs y va a más. Piensa que en la actual crisis económica y social que estamos viviendo, las empresas deberían observar y copiar los modelos de organización y productivos de estas entidades sin ánimo de lucro, donde los objetivos son muy claros y los trabajadores se encuentran totalmente identificados con ellos. 

Por otro lado, estas organizaciones aplican muchas técnicas efectivas de motivación a sus colaboradores que deberían estudiarse por el sector privado. La dirección se implica y se mezcla con los empleados, asignándose responsabilidades con independencia de la edad o del status. Me ha resaltado el hecho de que se procuran establecer relaciones a largo plazo con los donantes, en contraposición a la práctica de muchas empresas, que una vez han realizado la operación comercial, se olvidan del cliente. En síntesis, en este cambio de época, estudiemos el funcionamiento de las entidades sin ánimo de lucro y apliquemos aquellas técnicas que sean beneficiosas a nuestra organización privada. Que tengas una proactiva semana laboral (viñeta de imagenes-gratis.net). Imagen incorporada con posterioridad; fuente: geralt en pixabay.
______________________________
[1] Schumpeter. Profiting from non-profits”. The Economist. 2010. SItio visitado el 06/09/2010.

domingo, 5 de septiembre de 2010

El Lechuguita

Fuente de la imagen: archivo propio
Transcurría en Ronda (Málaga, España) los principios de la década de los ochenta del siglo pasado. Un grupo de chicos adolescentes, las cuatro “V”, en la frontera de la mayoría de edad, pasaban las tardes previas a la incorporación a las clases del instituto, en el circuito de los sitios del “modus vivendis adolescentis” de entonces, en un pueblo con perenne aspiración a ciudad. 

"El Bicharraco", cenáculo encima de la cornisa El Tajo, sobrenombre que fue asignado por esa pandilla (y desde este sitio reclamo para ellos la autoría y me comprometo contigo a explicarte en un futuro el por qué del nombre), el Camino de los Ingleses, el Puente Nuevo, el Puente Viejo, los bancos de la Alameda o La Ciudad, eran nuestros destinos preferidos. 
Fuente de la imagen: archivo propio.
Allí pasábamos las calurosas tardes, filosofando sobre la vida y la muerte, componiendo letras de canciones, hablando de chicas (y de la inalcanzable musa) o callados, con la mirada perdida en el rico paisaje entre los acantilados cortados por el río Guadalevín, mientras la imaginación volaba hacia lugares o momentos que nuestras limitaciones físicas o económicas no nos permitían.

Los fines de semana, algunos privilegiados disponían de paga e invitaban al resto a unos cogollos de lechuga en “El Lechuguita”, calle Virgen de los Remedios, 35, antaño Casa Moreno, tasca abierta en el año 1969 y que debe su nombre, precisamente, a los retoños de esa hortaliza, que se presentaban cortados en dos o tres trozos, con un poco de vinagre, aceite y ajo. Estaban de escándalo. Por unas cuantas pesetas, tocábamos el cielo culinario, entre patrios de la tercera edad de entonces y otros escasos curtidos paisanos, vestidos todos de domingo.
Fuente de la imagen: archivo propio
Volviendo al presente y como ya es costumbre por estas fechas (ver: “Una inmensa luna”, “La fiesta del pueblo”, “Coolhunting”, etc. ), ayer, día culminante de la feria, en las horas previas a La Goyesca, donde el nuevo “Paquirri” se lució (consultar Diario Sur, La Opinión, El País, ABC), nos pasamos por “El Lechuguita”. Estaba abarrotado. Entramos, haciéndonos hueco como buenamente pudimos. Pedí una “lechuguita”. Eran otros tiempos, lo sé. Su sabor es distinto al de hace treinta años atrás, pero por un instante me transportó a ese momento, cuando en el solitario bar, degustábamos el manjar dominguero.

Desde este sitio, quiero recomendarte la cantina. Descubrí un abanico de nuevas tapas a precios muy competitivos (0.75 euros) y generosamente presentadas. Me invitaron también a un “morantito”, mejunje a base de porra antequerana cubierta de patatas fritas de bolsa, que si no te convence, no te aconsejo lo pidas. Te dejo una foto debajo del rótulo y otra del plato objeto del nombre. Si quieres el resto del reportaje, lo he colgado en Facebook.

sábado, 4 de septiembre de 2010

¡Qué me cuentas!

Fuente de la imagen: Lydia89 en pixabay
Esta semana he tenido una presunta “comería de coco” acerca de la importancia de las acciones de patrocinio de determinadas empresas. Escuché pacientemente a mi interlocutor y cuando finalizó su defensa le solté un ¡Qué me cuentas! y le recordé el dicho “No es oro todo lo que reluce”. Terminé opinando que su información podría ser parcial y tergiversada. Sobre la responsabilidad social corporativa, dice Thomas S. Robertson, en la entrevista que Amanda Mars le hace para El País, "Las burbujas son maravillosas hasta que estallan"[1]"Si ves los informes de responsabilidad social de las empresas... ¡Todas dicen lo mismo! Hay compañías que hablan, y otras que hacen. Enron, por ejemplo, tenía un gran código ético, pero no lo usaba". 

Cierto, a muchos grupos empresariales se les llena la boca de responsabilidad corporativa, acciones de mecenazgo y otras actividades presuntamente sociales, pero si escarbas sólo un poco en la tierra labrada por sus directivos, te encuentras que es un maquillaje para tapar la miseria, tacañería, trabajadores enflaquecidos, clientes extorsionados, proveedores cautivos y explotados, escasos recursos técnicos, ausencia de ética, dudosa moralidad, chantaje emocional a raudales y presuntas acciones de carácter mafioso para influir en las decisiones de las instituciones públicas y privadas de su ámbito local de actuación en favor de sus cuestionables intereses económicos y sociales (dibujo de imagenes-gratis.net). Imagen incorporada con posterioridad; fuente: Lydia89 en pixabay.
_________________________________
[1] Mars, Amanda. "Las burbujas son maravillosas hasta que estallan". El País. 2010. Sitio visitado el 04/09/2010.

viernes, 3 de septiembre de 2010

Centrarse en las fortalezas

Fuente de la imagen: Hans en pixabay
Las personas pasan excesivo tiempo ejecutando tareas para las que no están formadas adecuadamente o, sencillamente, no son de su agrado. En esta semana he tenido dos sesiones de formación con un colaborador, para enseñarle un procedimiento de trabajo específico, centrándome en sus fortalezas. Finalizado el supuesto práctico, ayer me sentí feliz del resultado obtenido por el pupilo. 
De vuelta a casa, reflexioné acerca de qué podemos hacer los directivos, coordinadores, responsables de equipo… para fructificar el talento que habita en nuestras instituciones. 

Puede que muchos ejecutivos sigan obsesionados con las flaquezas de sus trabajadores y con la forma de sortearlas o impedirlas, en vez de ubicar a su personal en puestos donde puedan rentabilizar al máximo su poderío profesional. Tal vez, un primer movimiento consistiría en determinar dónde sobresale nuestro colaborador o colaboradora, cuáles son sus firmezas, qué actividades asimila de forma resuelta, cuáles son sus capacidades naturales, qué procesos les son más gratificantes… 

Un directivo proactivo sí se ocupará de los talentos individuales y grupales de su equipo, para rentabilizar al máximo el aporte de valor que se realiza a la empresa y, por derivación, a la sociedad. Que disfrutes de un reparador fin de semana (viñeta de imagenes-gratis.net). Imagen incorporada con posterioridad; fuente: Hans en pixabay.

jueves, 2 de septiembre de 2010

Lo más fácil

Fuente de la imagen: ulleo en pixabau
Con demasiada frecuencia, será por nuestra naturaleza conservadora, nos acostumbramos a lo fácil, lo que dominamos o lo que llevamos haciendo durante un tiempo y, en nuestra opinión, nos va bien, funciona; tratamos los mismos contactos, colaboradores, clientes, proveedores… porque es lo más cómodo.

Pero estas costumbres constituyen un arma de doble filo, ya que mientras más nos acomodamos, más complejo nos resultará evolucionar, cambiar, al tiempo que nos arriesgamos a ir caminando alegremente hacia un precipicio con algunos de esos terceros.

Cuando sientas que estás muy a gustito, remuévete la silla, empújate a establecer nuevos contactos, relaciones, sondear nuevas oportunidades… como garantía de pervivencia profesional o empresarial en este cambiante mundo (dibujo de imagenes-gratis.net). Imagen incorporada con posterioridad; fuente ulleo en pixabay.

miércoles, 1 de septiembre de 2010

Mejor con una sonrisa

Fuente de la imagen: rvs
Bienvenido a este mes de septiembre que hoy comienza. Si eres un sufridor lector de este blog, sabes que no concibo un trabajo sin procurar pasarlo bien, pero hay días en los que disfrutas menos que otros. Debido al tremendo calor que pasé, ayer fue una de esas jornadas en las que no te sientes cómodo y no laboras a gusto, hasta el punto que al final la moral estaba por los suelos. Sé que es muy fácil decirlo y que hay un trecho en el hacerlo, pero si no logras ser feliz, ve meditando sobre la cuestión y no descartes plantearte cambiar de tercio, ya sea de empresa, de sector o de departamento.

Sí, hoy más que nunca, en esta irrespirable recesión que continuamente nos envuelve, cuando nos desplazamos al tajo, nos entra un miedo similar al que nuestros ancestros sentían al ir a cazar. La espada de Damocles del despido, no renovación, reducción de jornada, disminución de las ventas, cancelación de la póliza de crédito, deflación del salario, hipoteca, colegio, status… pende de un hilo en la mente, impidiendo que realices la actividad profesional en óptimas condiciones.

De acuerdo, no está el ambiente para desternillarte de risa, pero si no eliminas esos pavores, poco a poco se harán más grandes, convirtiendo en realidad todo lo negativo que ha pululado por tu cabeza. Asimila las circunstancias profesionales y personales, por muy crudas que sean, y construye a partir de ahí. Sólo tú puedes hacerlo. Al menos, cuando estés seguro de tu inseguridad y la hayas acotado, te sentirás un poco mejor y comenzarás a valorar tu actividad profesional o empresarial de forma distinta. Te animo a seguir construyendo y si es con una sincera sonrisa, mejor (viñeta de imagenes-gratis.net). Imagen incorporada con posterioridad; fuente: rvs.