domingo, 20 de enero de 2019

Experiencia sensorial suave y, a la vez, golosa

Esta mañana de domingo invernal, quiero referenciarte el vino al que me invitó Teo (Gracias), un Alvaro Gil Merlot de FINCA TORREGIL, de la  Indicación Geográfica Protegida Castelló (IGP Castelló). Lo maridamos con presa ibérica a la plancha. Elaborado a base de merlot, al olfato frutas del bosque y popurrí de otras esencias que no pude acotar claramente. En el paladar los frutos maduros se entrelazan con toques especiados, matorrales mediterráneos, suaves lácteos y empalagosos taninos, hasta configurar una experiencia sensorial suave y, a la vez, golosa.
 
En cuanto a la bodega, se lee en la IGP que nace en el año 2000 a partir del proyecto de una familia de farmacéuticos y grandes amantes de la cultura del vino, con el fin de la elaboración y crianza de vinos de alta calidad. La finca está ubicada en el Pla de Les Useres, provincia de Castellón (España), enclave óptimo, por su situación y temperatura, para el cultivo del viñedo y la obtención de vinos de alta calidad. Este texto también se ha editado en el sitio VINOPOST, bajo el título "Alvaro Gil Merlot". Fuente de la imagen: elaboración propia.

sábado, 19 de enero de 2019

Creación de nuevos impuestos

El Poder Ejecutivo de mi país (PE) aprobó el viernes pasado la remisión a las Cortes Generales de los Proyectos de Ley que contemplan, por un lado,  la creación del Impuesto sobre Transacciones Financieras y, por otro, el Impuesto sobre Determinados Servicios Digitales, de los que ya informé en el sitio Contable y Fiscal, textos "Impuesto sobre Determinados Servicios Digitales " e "Impuesto sobre Transacciones Financieras".
 
Según el PE, con la aprobación de ambas normas, España aborda los retos de la fiscalidad del siglo XXI para avanzar hacia un sistema tributario supuestamente más moderno y, se supone también, más redistributivo. Parece que la necesidad de acometer reformas fiscales para adecuarse a los nuevos retos de la globalización y las nuevas formas de negocio es una idea compartida en todos los foros internacionales.
 
Para el Ejecutivo,  las nuevas figuras tributarias que se aprueban van en línea con las propuestas formuladas por la Comisión Europa. Ambos impuestos contribuirán a que el sistema tributario sea más equilibrado y eficaz a nivel internacional, incorporando, además, elementos de la nueva economía y nuevas formas de actividad. La aplicación de ambos impuestos se dirigirá a grandes empresas y multinacionales. Fuente de la información: PE.  Fuente de la imagen: pixabay.