martes, 31 de enero de 2012

El derecho y el deber

Con la ayuda de Qué, te dejo algunas de las perlas de esta persona de 95 años: 

“Gobernar a base del miedo es eficacísimo”

"Vivimos en un mundo en el que los objetos son amados y las personas son usadas" 

"En la universidad te enseñan a hacer las cosas, pero no cómo son las cosas"

"Nos han educado para ser productores y consumidores, pero no para tener pensamiento propio" 

“La libertad de expresión no tiene sentido si no se tiene libertad de pensamiento" 

"Existe el derecho a la vida, pero también existe, y es más importante, el deber de vivirla"

El vídeo está subido a Youtube por LaHistoriaenVideo. También, quiero saludar y felicitar al contacto Pau, que le aguantó el tipo al presentador, Jordi. Si quieres acceder a la entrevista completa, clickea AQUÍ.

lunes, 30 de enero de 2012

Resultados ¡Ya!

Fuente de la imagen: geralt en pixabay
No te deseo el catarro que he cogido este fin de semana y que probablemente me mantendrá bajo mínimos durante unos días. Entró sin avisar, mientras escuchaba a un contacto, responsable de marketing, desahogarse de lo difícil de su actividad. 

Al brutal abanico de medios, con Internet como zona estrella, y un consumidor cada vez mejor informado, se une la agobiante crisis que estamos padeciendo y la exasperación del director general exigiendo resultados ¡Ya! lo que hace insufrible ejercer de director de marketing.

Atrás quedó aquella década de oro, donde se esbozaba el mensaje, se convenía con el publicista el diseño de la campaña, se operaba la presentación y se aguardaba el desenlace, que no era otro que un plus por el buen trabajo realizado o a la calle por el desastre ocasionado.

En resumen, malos tiempos para el profesional del marketing. Pero, me pregunto ¿Y para los demás profesionales? ¿No se les exige también resultados ¡Ya!? Que esta semana te sea beneficiosa en lo profesional, laboral, empresarial o institucional (fuente de la imagen: stock.xchng). Imagen  incorporada con posterioridad; fuente: geralt en pixabay.

domingo, 29 de enero de 2012

Inmenso caballero

Fuente de la imagen: rvs 2011
La princesa, habitante coyuntural o estructural (no se sabe), del castillo Colorín, va a ser secuestrada o rescatada por el caballero (según prefieras), el cual actúa solo. Pero: ¿Dónde está el caballero? ¿Será el inmenso Sol?

Ayer, mientras observaba a los peques jugar, pensé que hay personas que son ideales para trabajar en equipo y otras que prefieren o necesitan laborar individualmente, por su cuenta.

Nos empeñamos en agrupar profesionales en torno a un proyecto, formando equipo, y pasamos por alto que existen individuos que en un ambiente de trabajo reducido, personal, desapercibido, producen más y mejor que si lo colocamos dentro de un equipo. 

Te dejo un dibujo, realizado por un peque de siete años, donde un inadvertido e inmenso caballero, solitario, individual, contactará con la alegre princesa para no sé qué interés económico, político, social o sentimental.

sábado, 28 de enero de 2012

Restillos

Fuente de la imagen. Gadini en pixabay
Cuando la punta de un lápiz se acaba, necesito utilizar el sacapuntas si quiero seguir escribiendo. En ese proceso, se desprenden virutas de la madera, lógicos restillos que se quedan en la mesa de trabajo y que si no se eliminan, pueden afectar a la organización del puesto de trabajo y a la imagen que se proyecta. Para algunos colaboradores y colaboradoras, percibir que la justicia fluye por la empresa los motiva bastante. 

Esas personas, que quieren creer en los tratamientos justos, la imparcialidad, se sienten muy animadas cuando observan un trato por igual. No es fácil conseguir y mantener ese tipo de armonía en el grupo. Para ello se debe incentivar el flujo de la información, explicando acciones y decisiones, cuando esto sea necesario para eliminar el posible sentimiento de injusticia que bulla en el ambiente. 

Pero, aún así, suelen quedar "restillos" de discrepancias o incomprensión en sus corazones, que se deberían ir evaporando conforme los acontecimientos van evolucionando y ellos reflexionando acerca de la necesidad de tal o cual decisión o actuación para bienestar y futuro del grupo o proyecto (fuente de la imagen: stock.xchng). Imagen incorporada con posterioridad; fuente: Gadini en pixabay. 

viernes, 27 de enero de 2012

Genuino, acreditado e incontestable

Fuente de la imagen: ivabalk en pixabay
Para elaborar una propuesta de servicios profesionales o una oferta de colaboración, de forma que el potencial cliente se sienta entusiasmado y lo puedas enganchar en el corto o medio plazo, el mensaje tiene que ser genuino, acreditado e incontestable. Para ello, tienes que ir más allá de lo que ofrece y cómo lo publicita la competencia, sin perder el olfato en cuanto a lo que verdaderamente necesita el cliente y qué es lo que espera de ti, de tu producto o servicio.

Si para ello, por ejemplo, tienes que utilizar más de dos párrafos, pasa de esas tácticas de publicidad o marketing que te aconsejan lo contrario y hazlo. Si el cliente necesita de un servicio igual o similar al que ofreces y observa algunas ideas resaltadas que le enganchen, el mensaje no irá a la carpeta de eliminados. Lo guardará para leerlo más tarde y luego, probablemente, contactará.

Ahora bien, si al servicio que se brinda no se le detecta "ni chicha ni limoná" o viene precedido de un historial de "malas artes", "maniobras orquestales en la oscuridad", falsos testimonios... el pretendiente tiene muchas papeletas de que su propuesta engrose el contenido de la papelera de reciclaje. Que pases un buen fin de semana. imagen incorporada con posterioridad; fuente: ivabalk en pixabay.

jueves, 26 de enero de 2012

Esfuerzo e ilusión

Fuente de la imagen: Buecherwurm_65 en pixabay
Un partido de fútbol sin limitaciones o normativa de juego, sería un auténtico galimatías, desorden o anarquía.

Mientras veía el clásico de ayer, entre el Barcelona y el Real Madrid, reflexioné que, al igual que un partido de futbol, tengo que aseverarme en que mis confines profesionales corresponden a la realidad y dispongo de métodos o normas para ampliarlos. 

Por tanto, deberé determinar mi actuación profesional en base a rigor, esfuerzo e ilusión continuos, de forma que mis acciones disfruten de laurel, aunque éste en algunos casos se considere relativo.

Por lo demás, enhorabuena al “ganador”, por ganar, y al “no ganador”, que no “no culpable”, porque jugó bien (fuente de la imagen: stock.xchng). Imagen incorporada con posterioridad; fuente. Buecherwurm_65 en pixabay.

miércoles, 25 de enero de 2012

Empatía, conocimiento e inspiración

Fuente de la imagen. mohamed_hassan en pixabay
Ayer almorcé con un contacto, empresario del sector de la formación y las telecomunicaciones. El hombre huye de todo lo que suene a consultoría. Y tiene su explicación. Durante la última década ha gastado un nada desdeñable porcentaje de su presupuesto en esos servicios profesionales externos. Y las preguntas que se hace ¿Para qué? ¿Qué ha conseguido? ¿Cuál ha sido la calidad de las lecciones y dictámenes recibidos?  Y tanta reorganización, auditoría interna, planificación… y se encuentra igual o peor que antes. 

Y desde el año pasado, ha reducido drásticamente a los colaboradores externos, incluyendo los staff fiscal y laboral, incorporando en nómina a profesionales y asumiendo su plantilla las actividades antaño subcontratadas. Y esta estrategia se ha notado positivamente en la ejecución presupuestaria del último ejercicio económico cerrado. Y me zampó lo que verdaderamente necesitaba: alguien empático con su negocio, que le ofrezca conocimiento técnico y pertinente, inspirado y a precio competitivo para promover valor en su organización, ya sea generando ingresos o ajustando costes.  

Y si esa necesidad se la cubre un consultor externo, pues lo contrata, pero si lo que se encuentra es con una firma cantamañanas de presuntos servicios integrales con más de lo mismo y a lo "qué guapos somos y qué tipos tenemos", pues no pierde el tiempo. Y le agradecí su sinceridad y confianza en el traslado de su reflexión, deseando estar a la altura profesional que su institución necesita (fuente de la imagen: stock.xchng). Imagen incorporada con posterioridad; fuente: Mohamed_hassan en pixabay.

martes, 24 de enero de 2012

Salvaguardar el talento

Fuente de la imagen: jarmoluk en pixabay
Hoy en día, los procedimientos de trabajo, la tecnología, los procesos… se copian rápidamente. El talento también se puede imitar, pero los copiadores tardan más tiempo. La educación es fundamental.

Por eso, la gestión del capital intelectual de una empresa o institución no es solo la identificación y desarrollo del talento. Sino saber preservar, retener, a aquel colaborador o colaboradora que lo posee.

Por su parte, un colectivo, región, país, debe invertir en educación, como fuente y garantía de creación de talento entre sus miembros. (fuente de la imagen: stock.xchng). Imagen incorporada con posterioridad; fuente: jarmoluk en pixabay.

lunes, 23 de enero de 2012

¿Y la tercera pregunta?

Fuente de la imagen: geralt en pixabay
Un gerente se entrevista con un consultor y antes de empezar a exponerle el problema, le pregunta por sus honorarios. El asesor, socio director de la consultoría, sentado delante de un título supuestamente reglado y muchos certificados y diplomas no reglados, que pretenden avalar su amplio conocimiento en todas las materias objeto de consultoría estratégica y de operaciones, después de explicar su súper organización, los procedimientos que tenía implantados, cronometrando hasta el tiempo en el cuarto de baño, el amplísimo abanico de servicios que ofrece y, sobre todo, la misión divina encomendada y los valores sobrehumanos que practica, le responde: - Ciento veinte euros por tres cuestiones - - ¡Uf! - Atisba el ejecutivo. - ¿No es un poco caro? - - Si - Responde el consultor. - Y ¿cual es la tercera cuestión que quiere plantear? -

Ya estoy de nuevo con las pilas cargadas. El fin de semana lo ha posibilitado. Los dos días han servido para relajarse y convivir con dos grupos de amistades. En ambas convivencias, uno de los temas de conversación ha sido sobre las graves consecuencias de los malos consejos de esos supuestos expertos asesores de todo tipo, que pululan en torno a la empresa o institución. En esa selva de despropósitos, disparates y contrasentidos, la mayoría de estos advenedizos y temporeros jamás reconocerán las meteduras de patas y los desastres que ocasionan. Al contrario, te harán saber por activa y por pasiva que ellos nunca se equivocan y siempre se encuentran en posesión de la Verdad absoluta. Son los otros los que malinterpretan sus “sabios consejos”. Hasta que el gerente, socio, colaborador o directivo damnificado se da cuenta de la cara dura, pueden pasar meses o, como decía un contertulio, años.

Al principio, no se cuestionan sus pareceres o dictámenes, aunque éstos sean misteriosamente iguales o similares a los que tiempo atrás, fueron propuestos por terceras personas que estaban o pasaban por allí. Paralelamente, despliegan su tela de araña de malas artes para coger al cliente por dónde sea, de forma que puedan perpetuar su relación ¿profesional? No. Mafiosa, tal vez. Claro. Cuando una empresa ha tenido una experiencia de este tipo, genera un campo de desconfianza hacia todo lo que suene a consultor, asesor o gestor, pensando que todos los que se dedican a la consultoría son de la misma calaña. Por eso es muy importante el decente saber hacer profesional que despliegas y tu ética de actuación y moralidad, no solo con los clientes, sino también con los colaboradores, socios, amistades y familiares. Igualmente, debes ejercitar una práctica similar con tu cada vez más importante red de contactos profesionales virtuales. Que esta semana te sea beneficiosa en lo laboral, profesional, empresarial o institucional, según te interese (fuente de la imagen: stock.xchng). Imagen incorporada posteriormente; fuente: geralt en pixabay.

domingo, 22 de enero de 2012

Cómo y cuándo

Hoy, más que nunca, cobran sentido las ideas directivas sobre dirigirse a sí mismo, que Peter Drucker desgranó hace ya unas décadas en su artículo Managing Oneself[1], publicado posteriormente en Harvard Business Review. Si todavía no lo he conseguido, tendré que aprender a gestionarme a mí mismo, a desarrollarme como ejecutivo todoterreno y persona multitarea, en fase de continua capacidad de adaptación. Y no me queda otro remedio de mantenerme así mental y físicamente, porque se prevé una larga vida de trabajo que, según Drucker, rondará los cincuenta años al menos. 

Uno de los quid de la cuestión se encuentra en saber cómo y cuándo debo cambiar el trabajo que tengo entre manos. Por otro lado, estaremos de acuerdo en que lograré mi mejor rendimiento en aquello en lo que soy verdaderamente bueno, pero deberé siempre tener presente mis fortalezas y mis debilidades a la hora de reorientar el futuro profesional. Te dejo link a una presentación, realizada por el movimiento estudiantil Alfa y Omega y alojada en Slideshare.net, sobre la gerencia de uno mismo (fuente de la imagen: sxc.hu).
________________________
[1] Peter Drucker. Managing Onesel. Harvard Business Review.  Sitio visitado el 22/01/2012.

sábado, 21 de enero de 2012

¡Anda ya!

Fuente de la imagen: kinkates en pixabay
Después de un último trimestre de 2011 preparando los presupuestos para 2012, ahora andan los responsables financieros de mi ámbito de relaciones profesionales, enfrascados en los cierres contables de las empresas e instituciones donde laboran. Les deseo la mejor de las suertes y que la luz del trabajo bien hecho les guie. 
El año pasado fue bastante complicado. Ya "no me imagino la imaginación de aquellos otros imaginativos" directivos que, "imaginando" la profesión de estética, maquillaban las cuentas aprovechando las cuestionadas y censurables interpretaciones de la normativa contable nacional o internacional y la connivencia de los verificadores externos y los energúmenos de las comisiones de control de los accionistas financieros. Poco o ningún margen les va a quedar, aunque seguro que estarán maquinando nuevas falacias interpretativas que les salven sus apestosos culos profesionales. ¿Activación de servicios? ¿Valoraciones de activos? ¿Futuribles? ¿Y qué escribirán sus amancebados auditores? ¿Con qué cara presentarán sus estados al consejo de administración? ¿A quién colgarán la culpa? ¿A la crisis? ¡Pero si llevamos en ella desde 2008! ¡Anda ya! 

En mentideros de buena tinta se rumorea que algunos de estos individuos, en privado, comienzan a reconocer haber emperifollado año tras año las cuentas. A su vez, los accionistas empiezan a desconfiar seriamente de sus estrategias y capacidades. Por otro lado, si todavía existe alguna coyuntura de salvar el barco, la crisis es una oportunidad para quitarse de en medio a estos asesores, staffs y ejecutivos cantamañanas, practicadores del cabildeo de tres al cuarto y miembros del “selectivo” club que con sus acciones han tirado la economía a un profundo pozo de lodo y mierda. Por su parte, el regulador debería legislar contra ese saber hacer, ya sean esas cuentas retorcidas “pro-formas”, instrumentos sacados de sus chisteras, opciones sobre acciones, activación de beneficios no materializados, etc. Por su parte, la Sociedad que les rodea, tendría que reflexionar la posibilidad de excomulgarlos y desterrarlos a una isla incomunicada, donde ellos se guisen y se coman sus mentiras y se "maniqueen" unos a otros. Un arduo trabajo, lo sé, pero necesario para retomar el camino que nunca se debió dejar de transitar (fuente de la imagen: stock,xchng). Imagen incorporada con posterioridad; fuente: kinkates en pixabay.

viernes, 20 de enero de 2012

En un plis-plas

Fuente de la imagen: Tama66 en pixabay
Si eres un tradicional seguidor de este sitio, sabrás que uno de los primeros libros gordos que me leí en un plis-plas fue “Los Pilares de la Tierra”, de Ken Follet
También, por el postRecuperaciones y recuerdos[1]”, conoces mi interés por la historia y el respetado profesor, apodado “Lucas Tunner”. Recordaré siempre ese sobresaliente (9,75), que me puso en un examen sobre la civilización egipcia. Me supo a gloria. Como no tengo abuela, te diré que el 0,25 que me faltó para redondear el 10, no se consiguió porque me extendí en demasía en las respuestas y no calculé bien el tiempo del examen. De todas formas, disfruté como un "guarro en un charco" escribiéndolo y siempre que lo rememoro me recorre una agradable sensación por la cabeza. 

Pues bien, anoche terminé el regalo de reyes “La caída de los gigantes”, del mismo autor, reconociendo que está bien, pero no me ha impresionado tanto como el primero. De la mano de cinco familias en distintos puntos del globo terráqueo, te sumerge en la Primera Guerra Mundial, la Revolución Rusa y las primeras luchas por los derechos de la mujer. He pensado regalárselo a un contacto que sé que le gusta este tipo de lectura. No te cuento más. Si puedes, disfruta de un reparador fin de semana. Te dejo el boceto "batalla con los gigantes" o "La caída de los gigantes", óleo sobre lienzo de 68 x 123 cm, pintado en 1764 por Francisco Bayeu (fuente: Wikimedia Commons). Imagen incorporada con posterioridad; fuente: Tama66 en pixabay.
______________________________________
[1] Velasco Carretero, Manuel. Recuperaciones y recuerdos. 2010. Sitio visitado el 20/01/2012.

jueves, 19 de enero de 2012

Difícil cuestión

Fuente de la imagen: ijmaki en pixabay
¿Qué cualidades debe tener un profesional de éxito hoy en día, con la que está cayendo? ¡Uf! Difícil cuestión. Sería sencillo responder lo que desde hace más de una década viene siendo típico y tópico, es decir: trabajo en equipo, ilusión, esfuerzo, excelencia, responsabilidad, decisión, constancia, formación continua, proactividad, capacidad de relaciones.

Entre otras cosas, porque los anteriores conceptos se presumían estaban en las cabecitas de los individuos, muchos de ellos formados en escuelas de negocio, que nos han llevado a la situación actual ¿No te parece? Ayer, hoy y mañana, los profesionales deben proporcionar soluciones dentro del marco legal donde se mueven y, sobre todo, en base a una alta ética y moralidad. 

Así que si queremos salir de este atolladero, las claves deberían pasar por ser flexibles, estar abiertos al cambio continuo y practicar un código ético que esté por encima de los mínimos que exige la legalidad vigente. Te dejo un vídeo, subido a Youtube por ieBusinessSchool, con la opinión de representantes de RRHH de distintas empresas y sectores. Imagen incorporada posteriormente; fuente: ijmaki en pixabay.

miércoles, 18 de enero de 2012

El conjurado y el cabezón

Fuente de la imagen: RichardsDrawings en pixabay
Escribimos mucho sobre los atributos de los líderes, pero poco o nada sobre el perfil de los colaboradores de estos guías empresariales o institucionales. Ayer, mientras esperaba que me atendiera un empresario, tuve tiempo de observar a parte de su equipo y reflexionar sobre las siluetas profesionales de sus miembros. 

Recordé lo que hace unos años leí en una revista sobre este tema (no me acuerdo ni del título de la publicación ni del nombre del autor del artículo). Se catalogaban a los miembros del equipo dependiendo de sus características psicosociales y en función de su implicación con el trabajo. El perfil más comprometido creo era el conjurado o revolucionario, aquél que dedica mucho tiempo y se siente ávido de manifestar su respaldo o su negativa.

Luego estaban los concurrentes, es decir, aquéllos que se comprometen a dedicar parte de su tiempo al proyecto, profesando cierto interés. ¡Cómo olvidar a los tozudos o cabezones! Raza de colaboradores que estarían preparados para sumergirse con el proyecto y, si hace falta, tirar al líder por la proa. También, pululaban los individualistas, que dependiendo de su interés personal, se implican más o menos.

Finalmente, estaban los cerrados en sí mismos[1], que presumiblemente son insensibles al proyecto y pasan de él, encerrados en sí mismos (fuente del dibujo stock,xchng). Imagen incorporada posteriormente; fuente: RichardsDrawings en pixabay. Texto modificado con posterioridad.
___________________________________
[1] He utilizado el contexto de la definición en la que trabajaban algunos miembros de la Real Academia de la Lengua (RAE), que lo definía como “trastorno del desarrollo que afecta a la comunicación y a la interacción social, caracterizado por patrones de comportamiento restringidos, repetitivos y estereotipados”. Obviamente, coincido con aquellas corrientes de pensamientos que tienden a entenderlo como que sí mantienen el contacto y la comunicación, pero de una manera especial distinta a la de las personas que lo rodean, por eso me tomé la licencia de incorporar el término "presumiblemente". Nota incorporada posteriormente.

martes, 17 de enero de 2012

Testamento empresarial

Recientemente he estado en el entierro de una persona del mundo empresarial malagueño, conocido a principios de este siglo y que ha fallecido después de una vida de 79 años, la mayor parte de ella dedicada a sus negocios.

De vuelta, comentaba con mi acompañante que no somos nada. Creemos que nos vamos a librar del final, pero éste llega a todo el mundo. También, ayer conocí la noticia de la muerte de Manuel Fraga que, creo, ha tenido un papel muy importante en la transición española; decían que en su cabeza entraba todo el Estado.

Al igual que con las personas, la muerte también acecha a las empresas, las cuales deben ser conscientes que su final tarde o temprano aparecerá y, en consecuencia, los directivos o líderes deben pensar en una hoja de ruta para la vejez, a modo de testamento empresarial.

Llega un momento en que la dirección debe plantearse el cierre del negocio, reordenar los activos, liquidar los pasivos y acomodar a su personal. Tal vez, esa situación, a modo de ave fénix, es una oportunidad para comenzar algo nuevo a partir del entierro de la idea que tantas prebendas ha repartido a lo largo de su ciclo vital (imagen de gifanimados.org).

lunes, 16 de enero de 2012

Frente a la Naturaleza

Fuente de la imagen. archivo propio
Ayer por la tarde, después de plantar varios arbustos en la aspiración a jardín que rodea la casa, me quedé contemplando en silencio el trabajo realizado, frente a la Naturaleza que me envolvía.

Ese estar conmigo mismo, hizo frente a mi propia naturaleza como ser vivo, culminando la meditación en el pensamiento de procurar tomar las decisiones adecuadas y realizarlas de forma apropiada. 

El afrontar con entereza la anarquía y el laberinto que esta crisis está generando, conforma las medidas y la orografía de mi del camino que, a su vez, determinan mi actuación o estilo de caminar. 

Si por contingencia tengo miedo, esa desconfianza la convierto en discernimiento, orientación, arrojo y, si procede, pugna por lo que, pienso, es de justicia. 

Que la semana te sea satisfactoria en lo profesional, institucional, laboral o empresarial, según prefieras (dibujo de gifanimados.org). Imagen incorporada posteriormente; fuente: elaboración propia.

domingo, 15 de enero de 2012

Debilidades y Energías

Fuente de la imagen: Devanath en pixabay
En muchos de los instantes en los que tengo que tomar una decisión, me encuentro al arbitrio de esas pugnas humanas elementales que cabalgan en el interior y, supongo, me determinan como individuo, ya sea el riesgo a equivocarme, la timidez, la desconfianza, el egoísmo... 

Cuesta eliminar de mi ser esas flaquezas humanas, pero puedo pensarlas, estudiarlas y, por derivación, canalizarlas hacia estadios mentales de sometimiento, atenuación y posterior exclusión, extirpación, evaporación o, simplemente, superación. 

Mientras, si tengo percepción de las energías cargadas de valor que me envuelven, sólidas referencias morales y una condición fijamente cimentada, puedo vencer esas pugnas humanas y afrontar los trances, problemas, obstáculos... con más impulso y de la forma más satisfactoria (dibujo de gifanimados.org). Imagen incorporada posteriormente; fuente: Devanath en pixabay.

sábado, 14 de enero de 2012

¿Para qué despertar?

Esta mañana estoy un tanto pesimista, por lo que seré breve para no contagiarte en demasía. Ayer tarde estuve viendo en la tele la película Despertares, basada en hechos reales y que te recomiendo. Te dejo una secuencia, subida a Youtube por La Aldeana.

Salvando las distancias intelectuales, cuando escucho las noticias de siempre, como puede ser la sentencia de Marta, el vídeo del PSOE, la contra réplica del PP, los ERES, el Gurtel, el chófer, la macro estatua del otro, los bancos comprando deuda y guardándose el resto para sanearse… a veces me siento como Leonard Lowe, papel que borda Robert de Niro, pero en sentido negativo.

Es decir, más de lo mismo. Te levantas por la mañana, pensando que algo va a cambiar y todo sigue igual y cuesta abajo. ¿En qué país vivo? Como dice un crítico de la película: A veces sería mejor no despertar.

viernes, 13 de enero de 2012

Alfareros de ideas

Fuente de la imagen. LubosHouska en pixabay 
En esta nubosa mañana en Málaga, quiero escribirte brevemente sobre aquellas personas, que pululan por los pasillos de empresas e instituciones, cuya función formal o informal consiste en moldear las ideas magistrales de presuntamente asignadas finalmente a otros, que son los que suelen llevarse los honores. Estos titanes pasan desapercibidos mientras con sus corazones profesionales adaptan los bocetos, diseños, orientaciones, tendencias… en actividades, procedimientos, fórmulas, proyectos, específicos que convierten esos partos mentales en viables. 

Luego, obligados por las circunstancias o simplemente desinteresadamente, argumentan estas transformaciones a sus superiores, socios, compañeros o terceros que pasaban por allí y que, evidentemente, las hacen suyas y las promueven, generándose una nueva corriente intelectual que permite materializar la idea inicial.

Te dejo el vídeo "El alfarero", subido a Youtube por pinkii235. También, te aporto el link a una carpeta de fotos de mi visita a la preciosa ciudad Santillana del Mar. Si puedes, disfruta de un fin de semana reparador. Yo lo necesito, porque llevo un inicio de año bastante intenso. Imagen incorporada posteriormente; fuente: LubosHouska en pixabay.

jueves, 12 de enero de 2012

Miau miau miau ...

Fuente de la imagen. sierratds en pixabay
Cuando a un exejecutivo que ronda la cincuentena, con cargas familiares, que ha sido empresario y que lleva casi dos años en el paro, le ofrecen un puesto de responsabilidad máxima en la división financiera de una entidad con un sueldo nada despreciable, lo primero que se podría pensar es que no debería pensárselo dos veces. Eso es lo que pensó el contacto y mientras me lo contaba ayer, sentí que me estaba leyendo el pensamiento, por lo que no escucharía el "miau miau miau..." de Homer Simpson, sino reflexiones del tipo: “No es oro todo lo que reluce”, o lo que es lo mismo: estudia primero lo que te ofrecen y luego piensa si te interesa, no vaya a ser que lo que están buscando es un cabeza de turco. Eso pensaba y así se lo dije. 

Sé que “no está el horno para bollos” y que "más vale pájaro en mano que ciento volando”, pero tampoco es cuestión que el hombre “salga de Guatemala para meterse en Guatepeor”. Coincidimos que investigara un poco qué pasó con su antecesor y cuánto tiempo estuvo en el tajo. Luego, no me cuadró el título del puesto: Director Financiero General. Lo percibí ambiguo o, precisamente eso, generalista, lo que no me da buena espina. También, le sugerí que se gastara unos euros y consiguiera telemáticamente las cuentas anuales de los últimos años, así como toda aquella información operativa y comercial que pudiera obtener, incluyendo las trayectorias y los perfiles virtuales de los que cortan el bacalao. Igualmente, los aspectos fiscales, laborales y auditorías son sumamente importantes estudiarlos.

Después, con bastante probabilidad se encontrará en disposición de pensar una respuesta y si ésta es negativa, es decir, a lo "miau miau miau..." de Simpson o "bye bye", no hay que irritarse. Lo que se tiene que evitar es decidir presionado por la desesperación, porque la decisión inadecuada te puede sacar del hoyo en el que piensas que estás, para meterte en otro socavón más profundo aún, que nunca pensaste que existiera.  Por tanto, piensa. Te dejo el vídeo de Homer Simpson, cuando su hijo le lee el pensamiento, subido a Youtube por skate 7799. Imagen incorporada con posterioridad. Fuente: sierratds en pixabay.

miércoles, 11 de enero de 2012

Saqueadores

Fuente de la imagen. mohamed_hassan en pixabay
Según la biblioteca virtual, Wayne Sandholtz[1], los saqueadores son individuos que se apoderan ilegítimamente y por la fuerza de bienes ajenos, como parte de una victoria política o militar, en el transcurso de una catástrofe, o tumulto, como una guerra[2]; o bien pacíficamente, aprovechando el descuido o la falta de vigilancia de bienes que están o se guardan en algún sitio. También, en determinados foros, se suele utilizar el concepto para describir a esos ejecutivos que adquieren a precio de saldo empresas en dificultades, despiden a diestro y siniestro, reestructuran y luego las venden. 

A eso parece que se dedicaba el candidato Mit Romney en Bain Capital. Cuando he estado cerca de un grupo de estos tiburones, y he escuchado sus conversaciones, he tenido la impresión de que disfrutaban sobremanera con su trabajo, despachando a trabajadores.  Ayer me lo confirmó el desliz de Romney diciendo que le gustaba despedir a sus empleados, leído en el blog Aguas Internacionales[3]. Texto rectificado posteriormente. Imagen incorporada posteriormente; fuente: mohamed_hassan en pixabay.
________________________________
[1] Sandholtz, Wayne. "Dynamics of International Norm Change: Rules against Wartime Plunder" 2008. European Journal of International Relations.  Sitio visitado el 11/01/2012.
[2] Culturales, arqueológicos, sociales.
[3]Lobo, Ramón. Aguas Internacionales. 2012. El País. Sitio visitado el 11/01/2012.

martes, 10 de enero de 2012

Práctica mental

Fuente de la imagen: johnhain en pixabay
En relación al postDeterioro cognitivo[1], me traslada Anton por email que la investigación del artículo que referencio, publicado en varios medios internacionales, se había realizado a una población de funcionarios, por lo que desconfía de la bondad de los resultados (Gracias, Anton). Según él contacto, la cuestión se encuentra en el ejercicio mental continuo, ya sea leyendo, recordando, conduciendo, razonando o jugando con tu familia, tengas ocho años u ochenta. 

De esta forma, dilatarás el tempo de resolución, decisión, adaptabilidad y cambio. Aportaría la idea de realizar prácticas, no parar, trabajar esquemas y desde un enfoque analítico estar abierto a lo desconocido, inédito o novedoso. Te dejo uno de los muchos vídeos que circulan en Youtube de personas de muchos años que se mantienen en perfectas condiciones físicas y mentales[2], éste subido al canal por 800svet. Imagen incorporada con posterioridad; fuente: johnhain en pixabay
_________________________________
[1] Velasco Carretero, Manuel. Deterioro cognitivo. 2012. Sitio visitado el 10/01/2012.
[2] Nacido en el año 19 del reinado de la dinastía Qing del emperador Guangxu (1893), según la referencia del vídeo, tenía 116 años en 2009. Su nombre es Lu Zijian y vive en la ciudad de Chongqing, provincia de Sichuan, China. A pesar de su edad, es sano y ágil.

lunes, 9 de enero de 2012

Obligada tesitura

Fuente de la imagen: archivo propio
En el post “¿Eso dije?”[1] te escribía sobre la generación de caos controlado en las empresas, o desequilibrios dinámicos con reducidos anchos de banda, para avanzar en sus reorganizaciones, saneamientos o reingenierías. Corrían los primeros años de este siglo, cuando con distinto acierto aplicaba esas ideas y tesis en algunos de los proyectos en los que colaboraba.

En 2012 En el futuro navegaremos en un mar de situaciones muy complejas y excepcionales, donde los responsables de proyectos empresariales, profesionales o institucionales, no disfrutarán de tiempo suficiente para aplicar el acostumbrado método:
1º. Análisis- valoración
2º. Tipificación – Codificación
3º. Decisión - Aplicación.

En la lucha contra la tremenda agitación del oleaje económico, financiero y, por derivación social, no tendré que propiciar micro-caos, porque otros se han encargado de generar anarquía, desgraciadamente incontrolada, por mucho que piensen que dominan los efectos. Ahora no disfrutaré de los enfoques de antaño, puesto que no he analizado previamente los previsibles caminos o posibles soluciones a tomar o aplicar a la macro confusión derivada de la crisis que padecemos. Por el contrario, me veré en la tesitura de:
1º. Tomar decisiones y aplicarlas,
2º. Analizar y tipificar, casi simultáneamente,
3º. Y si no he acertado todo lo que debiera y me quedan algunos segundos de reacción: ajustar el rumbo.

Es decir, primero se tendrá que intervenir; luego estudiar y justificar; después, si las circunstancias extremas lo admiten: enderezar o mejorar. Te dejo una foto tomada en el puerto de Málaga, donde pasamos el día de ayer conviviendo con unos contactos de Lisboa y conociendo una zona portuaria remodelada, enfocada básicamente al turismo de cruceros, junto a un mar presuntamente calmado o previo a las lluvias que se avecinan, después de una navidad no pasada por agua. Si quieres más instantáneas, clickea AQUÍ.
________________________________
[1] Velasco carretero, Manuel. “¿Eso dije?” 2010. Sitio visitado el 09/01/2012.

domingo, 8 de enero de 2012

Deterioro de lo cognitivo

Según un estudio publicado en el British Medical Journal (BMJ), las capacidades del cerebro, como la memoria, el razonamiento y la comprensión (función cognitiva), pueden empezar a deteriorarse a partir de los 45 años de edad (El País). Ojo al dato. El artículo anterior me ha recordado que lleva meses en la mesita de noche el libro “Cerebro y Emociones”, de José Antonio Jauregui (Edit. MAEVA), hojeado hasta la mitad. Será la edad. 

Según escribía José Saramago en el prólogo, después de Groddeck, tampoco recordaba una obra que le hubiera estimulado tanto. En fin. Cumplir años está dentro del ciclo vital de cada ser y con el aumento de la esperanza de vida hay que irse acostumbrando a la pérdida de facultades. La vida misma, como diría el otro. Así que a cultivar la función cognitiva para que se deteriore lo menos posible. Te dejo la presentación de José Ignacio Cudós, alojada en SlideShare, sobre corazón, cerebro y alma.

sábado, 7 de enero de 2012

69 y sigue subiendo

Fuente de la imagen: geralt en pixabay
Si bien en el postEl número trece[1], esa cifra de personas que conforman un equipo eleva las apuestas al máximo, en “El tamaño sí importa[2] apuntaba a seis como el dato ideal. 
Sin embargo, existen equipos que pueden llegar a cincuenta colaboradores o más. Lo confirma un proyecto en el que participo en su diseño, elevándose el número a sesenta y nueve miembros y sigue subiendo.

Evidentemente, los procedimientos y técnicas de trabajo y de relaciones no son los mismos que si fueran cinco o trece personas. El quid de la cuestión se encuentra en desarrollar al máximo el potencial de contribución y consolidar dicha suficiencia de cooperación con la ejecución del día a día, el cumplimiento de lo pactado y el intenso desarrollo de actos grupales.

Además de fomentar las relaciones proactivas, diseñando patrones de participación y canales de comunicación efectivos, cuando el tamaño es importante, hay que centrarse en la siembra y posterior recolección de una fuerte conciencia de red, vinculación o colectividad profesional afectiva (Composición de imagenes-gratis.net). Imagen incorporada con posterioridad, fuente: geralt en pixabay.
___________________________
[1] Velasco Carretero, Manuel. El número trece. 2003. Sitio visitado el 07/01/2012.
[2] Velasco Carretero, Manuel. El tamaño sí importa. 2011. Sitio visitado el 07/01/2012.

viernes, 6 de enero de 2012

Aún continúa

Fuente de la imagen: jurajko en pixabay
Han pasado ya unas décadas desde mi infancia y aún continúa la creencia y la ilusión por estos señores de Oriente. De pequeño no recuerdo pedir regalos físicos. Tal vez la escasez económica familiar actuaba de freno a la imaginación. De grande pido bienes intangibles o espirituales, procurando concretar. En el postPropósitos[1] resumía las proposiciones para 2011. Algunos objetivos han estado en el margen de lo cumplido. Otros no. Vía el muro del contacto Ramón, descubro la descripción de mi propósito para este año, que te dejo a continuación:

«Un reportero le preguntó a un agricultor si podía divulgar el secreto de su maíz, que ganaba el concurso al mejor producto, año tras año.

El agricultor confesó que se debía a que compartía su semilla con los vecinos. 

¿Por qué comparte su mejor semilla de maíz con sus vecinos, si usted también entra al mismo concurso año tras año?, preguntó el reportero. 

Verá usted... señor, dijo el agricultor. 

El viento lleva el polen del maíz maduro, de un sembradío a otro. 

Si mis vecinos cultivaran un maíz de calidad inferior, polinización cruzada degradaría constantemente la calidad del mío. 

Si voy a sembrar y obtener buen maíz, debo ayudar a que mi vecino también lo haga. 

Lo mismo es con otras situaciones de nuestra vida. 

Quienes quieran lograr el éxito, deben ayudar a que sus vecinos también tengan éxito.

Quienes decidan vivir bien, deben ayudar a que los demás vivan bien, porque el valor de una vida se mide por las vidas que toca. 

Y quienes optan por ser felices, deben ayudar a que otros encuentren la felicidad, porque el bienestar de cada uno se halla unido al bienestar de todos.»

Que los Reyes Magos te colmen de todos aquellos regalos materiales y espirituales que te mereces como profesional y como persona. Vía el muro de Malaca Olé, llego al vídeo “Sonido del Silencio”, canción de Simon y Garfunkel, subido a Youtube por mcarceleni, que te dejo y que me motiva e ilumina en esta mágica mañana. Imagen incorporada posteriormente; fuente: jurajko en pixabay.
_____________________________________
[1] Velasco Carretero, Manuel. Propósitos. 2011. Sitio visitado el 06/01/2012.

jueves, 5 de enero de 2012

Cuestión de estilos

Fuente de la imagen: Rollstein en pixabay
Antes de escribirte el post, he acabado de hojear el texto “Negociar con ventaja: Estrategias de negociación para gente razonable”[1], de Richard Shell (editorial Antoni Bosch, vía Librería Rayuela). Te resalto esta mañana la reflexión de Shell cuando una persona cooperativa se encuentra con una competitiva. Siguiendo el refrán “Cree el ladrón que todos son de su condición”, los individuos cooperativos piensan que toda la gente es bienhechora o, como diría un amigo, humana. 

Esta creencia beneficia cuando dos cooperativos se sientan a negociar, pero perjudica cuando un cooperativo se enfrenta a un competitivo. En ese caso, si el cooperativo utiliza su enfoque, lleva las de perder o no llegar a un acuerdo que beneficie a ambas partes.  El cooperativo pone encima de la mesa información, colaboración, oferta adecuada y propuesta interesante de acuerdo. El competitivo, pensando que tiene a otro competitivo enfrente, cree que lo anterior es solo un camino para distraerle, por lo que recurre a sus tácticas bélicas, finalizando con planteamientos difíciles de acordar.

Sugiere Richard que antes de empezar la negociación, se analice al interlocutor y, dependiendo de su catalogación, definir el planteamiento inicial y el desarrollo de la posible capitulación o consecución del acuerdo. Ten en cuenta que un cooperativo sí puede ponerse el traje de un competitivo, pero un competitivo difícilmente asumirá el papel de un colaborativo, porque pensará que todos son de su condición (fuente del dibujo:imagenes-gratis.net). Imagen incorporada posteriormente; fuente: Rollstein en pixabay.
________________________________
[1] Richard Shell. Negociar con ventaja: Estrategias de negociación para gente razonable. 2005. Ed. AntoniBosch.

miércoles, 4 de enero de 2012

Uno más o uno menos

Completo día de cumpleaños el que disfruté ayerLa guinda fue puesta por las felicitaciones recibidas a través de email, netmail, Facebook, Twitter, y SMS, las cuales he procurado agradecer de forma individual y personal.

Se percibe que las tecnologías van reemplazando a lo tradicional: la carta, el teléfono o la visita. Si quieres ver los regalos que más me han llegado al corazón, clickea AQUÍ.

La caricatura fue realizada por el egipcio y español Manuel, con el que estuve charlando un buen rato sobre la situación económica y social actual, historia, religión y filosofía.

Las emociones propiciaron que la jornada se me pasara aún más rápida de lo que viene siendo normal, terminando exhausto y dormido plácidamente en el sofá del hogar.

Esta mañana siento como si el día de ayer hubiera sido uno de los sueños previos al despertar. Por lo demás, un año más en las alforjas de mi vida, o un año menos en el tránsito que me queda, como prefieras. Como le decía al caricaturista, a seguir caminando de la manera más decente que pueda y si tengo tu compañía, mejor.

martes, 3 de enero de 2012

Reiteración efectiva

Fuente de la imagen. stevepb en pixabay
En más de una ocasión algún colaborador me ha tildado de “pesado”, por repetir la instrucción o la orden varias veces y por distintos medios. Incluso, una colaboradora, que le tengo mucho respeto y aprecio, llegó a preguntarme de forma directa si la consideraba una simplona o tonta del capirote, por remacharle los temas dos veces.

No más lejos de la realidad. No descarto que en momentos puedo ser un agobio, pero el objetivo de insistencia y machaconería no es otro que conseguir que los componentes del equipo realicen las tareas asignadas de forma eficiente. No obstante, hasta ayer pensaba que ese exceso explicativo, reiterativo, era problema mío, que debía superar. 

Pero empecé a reflexionar por la tarde con el artículo “Defend Your Research: Effective Managers Say the Same Thing Twice (or More)[1], - "Defiende tu investigación: los gerentes efectivos dicen lo mismo dos veces (o más)" - escrito por Tsedal Neeley y Paul Leonardi, publicado en Harvard Business Review y enviado en correo electrónico por el colaborador Antonio (Gracias).

Los autores estudiaron el tema en una muestra de gerentes, llegando a la conclusión que aquellos directivos que eran insistentes en sus instrucciones, conseguían mejores resultados en los proyectos que coordinaban (fuente del dibujo: imagenes-gratis.net). Imagen incorporada posteriormente; fuente: stevepb en pixabay.
________________________________
[1] Tsedal Neeley y Paul Leonardi. Defend Your Research: Effective Managers Say the Same Thing Twice (or More). Harvard Business Review. 2011. Sitio visitado el 03/01/2012.

lunes, 2 de enero de 2012

Presunto nuevo cliente

Fuente de la imagen: archivo propio.
El primer día del, catalogado por muchos, ajustado año, lo pasé con unos amigos dándonos un sano y sudoroso viaje que tuvo un alto en el camino, para reponer fuerzas, en Torredelmar (Málaga, España). Te dejo una foto de la playa. Si quieres más clickea AQUÍ. En la sobremesa, comenté mi reciente experiencia con la renovación de un hosting de una página web.

El proveedor nos ofrecía un cincuenta por ciento de descuento en la futura anualidad, pero teníamos que perder todos los contenidos y empezar de cero con un nuevo contrato. Política comercial inconcebible. Al final, hemos acordado renovar por un trimestre y buscar otro servidor de Internet que se acerque a las posibilidades económicas de esa unidad de negocio.

Es una pena, puesto que estábamos a gusto con ese proveedor, salvo el precio, que lo considerábamos bastante excesivo para los servicios que utilizábamos. Fue interesante escuchar la teoría de la contacto Antonia, acerca de que cada cliente es un presunto nuevo cliente. Al principio, me pareció una simpleza o tontería y así se lo trasladé.

Pero luego, al seguir atendiendo su argumentación, concluí que de estupidez no tiene nada. Es más, en esta crisis que nos ahoga, cobra más sentido, si cabe, su postulado. La rigidez e incomprensión del proveedor de Internet ha hecho que dentro de unos meses nos pierda como cliente, por no hablar de los efectos comerciales colaterales.

Finalmente, y dejando a un lado mi crítica experiencia, José Miguel apuntó que cuando los clientes se ponen demasiado exigentes, piden la luna o terceros le comen el coco, les manipulan o les cabildean, hay que dejar que se vayan con otro proveedor y prueben la competencia ya que, si verdaderamente tu producto o servicio es diferenciado, los buenos ex-clientes volverán si tú quieres.

domingo, 1 de enero de 2012

¿Y ahora qué?

La tarde de ayer la pasé patinando por el paseo marítimo de Playamar (Torremolinos, España). Si quieres ver algunas fotos, clickea AQUÍ.

Decidí despedir el año realizando un poco de ejercicio físico, que me viene bien. Entre impulso y deslizamiento, merodeaba en la cabeza la pregunta ¿Y ahora qué?

Ya tenemos en mi país el inicio del inicio del predecible nuevo ajuste, percibo que es más pequeño que el que aplicó el anterior gobierno.

Cuando finalice la prórroga presupuestaria, que coincide con las elecciones andaluzas, se nos descubrirá “el ajuste de todos los ajustes”.

O como diría el dictador, “la madre de todos los ajustes”.

Sí parece claro quiénes tendrán que pagar la mayor parte de la factura con la justificación de “recargo temporal de solidaridad”: los de siempre.

Mientras, los que nos han metido en este desaguisado, siguen de “rositas”.

¿Hasta cuándo más de lo mismo?

Feliz 2012. Necesitamos fuerzas y mente clara para seguir navegando en este mar de despropósitos, disparates, desatinos.

El dibujo está realizado por un peque de siete años.