jueves, 17 de octubre de 2019

Legal Interim Management

En “Director de Transición”, definía esa figura, que también denomino outsourcing de dirección o gerente del cambio y que en el ámbito anglosajón se conoce como interim manager, ese profesional que proporciona ayuda directiva temporal, generalmente en el nivel ejecutivo o gerencial, a una empresa o grupo empresarial, para conseguir sus objetivos de negocio que, habitualmente, se encuentran relacionados con la administración de una situación de crisis, la implantación de una nueva estrategia global, la docencia y tutoría a un equipo directivo joven e inexperto, o la gestión del cambio. 

En el texto “Interim manager”, ampliaba la definición centrándome en algunas de las características del perfil, como poseer una combinación de destrezas, incluyendo la capacidad de funcionar en base a objetivos muy sensibles. También, proponía la idoneidad de que fuera apolítico y disfrutar de excelentes habilidades comunicativas. La relación con la empresa cliente puede instrumentarse bien como trabajador por cuenta ajena, autónomo o socio de una sociedad profesional. Los objetivos generalmente son definidos de mutuo acuerdo con la empresa y el marco temporal de ejecución de un servicio de este tipo se desliza desde los 4 a los 18 meses, pudiendo, en raras ocasiones, superar la barrera de los dos años. 

Igualmente, apuntaba mi propia experiencia, sufrimiento y aprendizaje a raudales y la necesidad de disponer de un alto nivel emocional, porque no siempre se desenvuelven los acontecimientos tal y como se prevén en la versión 0.0 del imprescindible plan estratégico. En lo que a las secuelas te comentaba que, en mi caso, cuando termino la relación con la empresa sufro bastante y lo paso muy mal al ser muy intensa la interacción humana, el fluir de sentimientos y la identificación con el negocio. Algo se desgarra en mi interior y percibo que un granito de mi ser se queda en esa organización. 

El pasado martes, mientras esperaba incorporarme a una reunión con profesorado de Trabajo Social, estuve hojeando el artículo de Arantxa Lozoya en la revista de la Mutualidad de la Abogacía Española, MA[1], donde describe el perfil LIM, de Legal Interim Management, que traducido con mi inglés oriundo de los Montes de Málaga es algo así como “Gestión interina legal”. Para Lozoya, los LIMers son letrados experimentados, muy especializados y enfocados a resultados, que se contratan durante un tiempo determinado en una empresa o en un bufete para un proyecto o caso específico, entre 4 y 6 meses de media temporal. Fuente de la imagen: geralt en pixabay. 
_______________________________________
[1] Lozoya, Arantxa. “Abogados LIM, talento jurídico al alcance de la mano”, Número 105 de la revista de la Mutualidad de la Abogacía Española, MA . Septiembre, 2019.

No hay comentarios :

Publicar un comentario

Hola. Gracias por la visita. Saludos. Manuel