miércoles, 3 de octubre de 2012

Menos estrellas y más estrellados

En estos momentos de crisis e incertidumbre, buenas noticias para los directivos, empresarios, técnicos expertos, deportistas …,  veteranos. Ayer, por la tarde, en una reunión informal, me confirmaron que algunas escuelas de negocio están abriendo sus puertas claustrales a personas del mundo empresarial e institucional, curtidos profesionales de la gestión, la dirección, la gerencia, …, que durante su vida laboral han bregado en multitud de frentes, lidiado tropecientas crisis y resurgido de las cenizas, como ave fénix, otras tantas.

Por lo visto, hasta el momento estos perfiles no han sido valorados y, por derivación, escasamente invitados a sus aulas, ya que esos espacios formativos, hasta hace poco tiempo, eran ocupados por estrellas, impartiendo clases magistrales. Pero en este cambio de época que vivimos, las escuelas de negocio parece que, queriendo u obligadas por las circunstancias, están sustituyendo el chip y la moda va a ser “menos estrellas y más estrellados”.

Me parece bien. No tengo nada en contra de los directivos estrella, con un expediente inmaculado de éxitos, concatenados uno tras otro. Pero me atrevo a decir que el 99% del tejido empresarial e institucional de mi país no es 100% de algodón o de pura lana virgen. Y ahora la crisis pone más fácil la argumentación de ese noventa y nueve por ciento. Lo raro o excepcional, por no decir imposible, es encontrar a una dirección general exenta de problemas y bendecida en cada una de las decisiones tomadas a lo largo y a lo ancho del camino transitado.

Así que si tienes entre 50 y 99 años (los límites del intervalo son subjetivos) y tu currículo está plagado de experiencias traumáticas o sensibles, que en tu DAFO las catalogabas como una debilidad a nivel interno y una amenaza en el marco externo, la nueva época da la vuelta a la tortilla y puedes sentir internamente una reconocida fortaleza y externamente valorar una tremenda oportunidad. Por lo que no te extrañe que te llamen de unos de estos centros de alto rendimiento para impartir un módulo, una charla, unas jornadas, staff pedagógico, …, retribuido, por supuesto (Fuente de la imagen: sxc.hu).

No hay comentarios :

Publicar un comentario

Hola. Gracias por la visita. Saludos. Manuel