martes, 21 de mayo de 2019

Punto de inflexión

Si eres follower de este sitio, por textos como ¡Era de locos! o “Tres décadas de Erasmus+”, conoces que en varias ocasiones he referenciado el programa de educación, formación, juventud y deporte de la Unión Europea (UE). Según la Comisión Europea (CE), entre 2014 y 2018, más de 2 millones de estudiantes y personal en educación superior realizaron un período de aprendizaje, capacitación o enseñanza en el extranjero como parte del programa Erasmus+. Durante el mismo período, casi 1 000 asociaciones estratégicas Erasmus+ entre instituciones de educación superior y 93 alianzas de conocimiento entre universidades y empresas recibieron financiación de la UE. Más del 40% de estos estudiantes capacitados y personal académico en habilidades de futuro relacionadas con el medio ambiente y el cambio climático, la energía y los recursos, las habilidades digitales (TIC y habilidades digitales) y el espíritu empresarial.

Recientemente se han publicado dos estudios (el estudio sobre el impacto de la educación superior de Erasmus + y el estudio sobre las alianzas estratégicas y las alianzas de conocimiento de la educación superior de Erasmus +) que han evaluado el impacto del programa en sus dos principales beneficiarios: individuos y organizaciones. Para el primer estudio, se analizaron casi 77 000 respuestas, de las cuales aproximadamente 47 000 estudiantes Erasmus+, 12 000 graduados y 10 000 miembros del personal con experiencia Erasmu+. Los hallazgos del segundo estudio se basan en las respuestas de 258 Erasmus+ Strategic Partnerships y Knowledge Alliances (que representan a 504 organizaciones) que recibieron fondos en 2014-2016, así como 26 estudios de casos detallados.

La nueva evidencia muestra que Erasmus+ hace que los estudiantes tengan más éxito en su vida personal y profesional y ayuda a las universidades a ser más innovadoras, según los nuevos estudios independientes, antes referenciados, publicados por la Comisión Europea. Estos estudios a gran escala miden y analizan el impacto que el programa Erasmus+ tiene en sus principales beneficiarios. Los resultados muestran cómo el programa de la UE ayuda a preparar a los jóvenes europeos para la nueva era digital y prosperar en sus futuras carreras. Erasmus+ también aumenta la capacidad de innovación de las universidades, su compromiso internacional y su capacidad para responder a las necesidades del mercado laboral. La CE concluye: “un punto de inflexión en la vida de 5 millones de estudiantes europeos”. Fuente de la información: CE; fuente de la imagen: geralt en pixabay.