domingo, 26 de febrero de 2017

Escuchando a Barry

La tarde del sábado la pasé escuchando a Barry White. Fue a principios de este siglo, enganchado a la serie de Ally McBeal, cuando me aficioné a esta voz, timbre bajo-barítono. También, recuerdo que hace unos años, por estas fechas, fuimos a la capital del reino a ver la representación de El Rey León. En el texto “Agenda incumplida” te conté que, de vuelta, por los caminos históricos de Don Quijote, nos cayó un vendaval de nieve y viento que cubrió la ruta. Paramos en una gasolinera a repostar y compré un álbum con su Love Song, Come in Love, Lady Sweet… y una de mis preferidas, Free, que me gusta traducirlo como “Libre”. Fue una pasada conducir tranquila y precavidamente por La Mancha, cubierta de un bello, pero frío, manto blanco.
Igualmente, ¡cómo no! rememorar su música en el cruel capítulo de Los Simpson “El día del apaleamiento” (te dejo arriba el corte, subido a Youtube por Momentos Simpsons), donde su preñada voz ayuda a las serpientes de Springfield a ocultarse en la casa de Los Simpson, para evitar la inhumana costumbre de dar garrotazos a estos reptiles. Otra de sus archiconocidas canciones es “The first, my last, my everything”. Como ya en el texto antes referenciado inserté una lista de reproducción con sus grandes éxitos, a continuación te dejo un vídeo, subido a Youtube por Costin Staicu, con uno de los bailes de la serie Ally McBeal (Fuente de la imagen: elaboración propia).

No hay comentarios :

Publicar un comentario

Hola. Gracias por la visita. Saludos. Manuel