martes, 31 de julio de 2018

The relaxing cup... de los mercados financieros

Imagen portada del informe. Fuente: CNMV
La tarde de ayer la pasé hojeando la Nota de Estabilidad Financiera Nº7. emitida por la Comisión Nacional del Mercado de Valores de mi país (CNMV), correspondiente al mes que hoy termina. Si quieres acceder al informe, clickea AQUÍ. Este documento presenta un amplio panel de indicadores, entre los que destacan el indicador de estrés de los mercados financieros españoles y los denominados mapas de color (también conocidos como mapas de calor). El primero proporciona una medida en tiempo real del riesgo sistémico en el sistema financiero español, que oscila entre 0 y 1 y se obtiene mediante agregación ponderada de los niveles de estrés estimados en los seis segmentos siguientes: renta variable, renta fija, intermediarios financieros, mercados monetarios, derivados y mercado de cambios. Los mapas de color permiten visualizar la evolución de las categorías de riesgo. Después de escrutar los datos, parafraseando el "relaxing cup of café con leche' de Ana Botella" (El Mundo), diría que en el periodo estudiado Financial markets remain relaxed, que traducido con mi inglés oriundo de los Montes de Málaga, es algo así como "los mercados financieros siguen relajados". Y ya puestos, te articulo el título de este texto: "The relaxing cup... de los mercados financieros". 

Bromas, libertades y ligerezas con los idiomas aparte, te transcribo algunas pinceladas del informe. Según la CNMV, la nota número siete pone de manifiesto que el nivel de estrés de los mercados financieros españoles, que se había reducido sensiblemente tras el episodio de volatilidad de febrero, ha vuelto a aumentar desde mayo debido al periodo de incertidumbre política en Italia y a los temores relacionados con una posible guerra comercial. A pesar del aumento, el valor del indicador se situó a mediados de julio en 0,24, que supone un nivel de estrés reducido. Por segmentos, el nivel más elevado de estrés se observó en el de intermediarios financieros y, en menor medida, en el de renta fija, El documento describe la evolución reciente de la economía española, que sigue mostrando un gran dinamismo con un crecimiento del PIB del 3% en el primer trimestre del año, solo una décima menos que en el trimestre anterior y cuatro décimas por encima de los registros de la zona euro. También resalta que no se ha apreciado ningún efecto en los mercados financieros derivado del cambio de gobierno que tuvo lugar en España a principios de junio. 

En cuanto a los mercados financieros españoles de renta variable, estos comenzaron el segundo trimestre del año con incrementos en los precios de los activos, si bien las incertidumbres mencionadas anteriormente acabaron impidiendo avances más relevantes que podrían justificarse en función de la positiva evolución de las empresas españolas. En el mercado de renta fija, la prima de riesgo experimentó un repunte transitorio a finales de mayo (hasta los 134 p.b.), tras un cierto efecto contagio de la deuda italiana, pero a mediados de julio se situaba nuevamente por debajo de los 100 p.b. Los riesgos más relevantes que se observan sobre el sistema financiero están relacionados con el riesgo de mercado y con el de liquidez, fundamentalmente en la renta fija y, de manera más general, con los efectos que se derivan del giro en la política monetaria de las economías avanzadas. En este último sentido, la CNMV opina que las medidas restrictivas al comercio mundial pueden dar lugar a un incremento adicional de los precios y, por tanto, introducir más incertidumbre en torno a las expectativas de movimientos de tipos de interés por parte de los bancos centrales (Fuente de la información y de imagen: CNMV).