lunes, 15 de enero de 2018

Gestionar el cambio: ¿Arte o Ciencia?

¿Afrontar, gestionar y conseguir un “cambio” en la organización es cuestión de ciencia o de arte? La respuesta a esa pregunta la he intentado buscar el fin de semana pasado, mientras re-hojeaba el texto de Ken Matejka y Al Murphy, Making Change Happen On Time, On Target, On Budget[1], que traducido con mi inglés de los Montes de Málaga es algo así como “Conseguir que el cambio suceda a tiempo, con precisión y dentro del presupuesto”.
Para los autores, el cambio es, a la vez, ciencia y arte, porque dado que implica la mano de las personas, debe tenerse en cuenta, también, el matiz emocional. En cuanto al método de implementación, realmente, no existe un único modelo, puesto que es tal el cúmulo de variables a tener en cuenta, que se destierran los patrones estáticos. Lo anterior no es óbice para programar una transformación o evolución en clave precisamente de “cambio”. 
Sintetizando, según Matejka y Murphy, para que el cambio acontezca, debo cambiar yo mismo. Para ayudarme en ese camino, me ofrecen un proceso sistemático de presunto liderazgo del cambio organizacional, describiéndome estrategias para superar los desafíos en la implementación exitosa de ese cambio. Este texto también se ha editado en el sitio BOOKPOST, bajo el título “Conseguir que el cambio suceda a tiempo”. Fuente de las imágenes: pixabay.
_________________________________
[1] Ken Matejka, Al Murphy. Making Change Happen On Time, On Target, On Budget. Editorial Nicholas Brealey. 2005.