lunes, 13 de octubre de 2014

Refrigeración mental

A pesar de trabajar en uno de los pocos sectores productivos que registran actividad comercial en mi ámbito territorial de actuación, ayer me confesaba Pepe su incapacidad para conseguir un equipo cohesionado, motivado, con rendimientos grupales decentes. De nada había servido dedicar los créditos de formación de su grupo empresarial para ofrecer a su plantilla la oportunidad de beber de las últimas tendencias organizativas y mercadotécnicas. Después de escucharlo, le trasladé que me parecía acertada la decisión de invertir en formación, así como su sensibilidad para detectar que algo no carbura bien. A pesar de operar en un mercado activo y que su grupo no sólo cubre costes, coincido con él en que algo no funciona adecuadamente. Apuntó que podría ser la influencia de la situación económica y social del entorno en los corazones de sus empleados y empleadas. No estuve de acuerdo puesto que, en todo caso, esa presunta amenaza externa realmente es una oportunidad para su equipo, al considerarse afortunados de disfrutar de un puesto de trabajo y “llevar carne a casa”.

Creo que el quid del tema se encuentra más allá de la última tendencia en formación, la oportunidad de tener un trabajo o el raciocinio que el “number one” aplique en la dirección de sus empresas. El meollo de la cuestión habita en percibir que sus trabajadores y trabajadoras no constituyen mecanismos unitarios de su actividad empresarial, sino que configuran la esencia, el motor productivo, por lo que debe centrarse más en la persona, entender su conducta y aplicar refrigeración mental proactiva, reforzando positivamente los modelos de información interna que comunican las casillas de su organigrama, generando un flujo de conocimiento multidireccional y de interacción multidiversa que mueve montañas y que, con toda seguridad, dará un vuelco al sentimiento profesional detectado por su líder. Que esta semana te sea beneficiosa en lo profesional, empresarial, institucional o laboral, según proceda o te interese (Fuente de la imagen: sxc.hu).

No hay comentarios :

Publicar un comentario

Hola. Gracias por la visita. Saludos. Manuel